Los ‘business angels’ invierten hasta octubre 1.217 millones, un 44% más que en todo 2017

Por contra, el número de operaciones se ha contraído un 27%

La expectativa es acercarse a los 1.500 millones en el conjunto del año

Los ‘business angels’ invierten hasta octubre 1.217 millones, un 44% más que en todo 2017 pulsa en la foto

Las aportaciones de los padrinos inversores, o business angels en su denominación más conocida, siguen ganando paso en el ecosistema emprendedor español. Estos mecenas se distinguen por utilizar su patrimonio personal para ayudar a empresas de base tecnológica o startups en las primeras etapas de su vida, con el objetivo de ayudarlas a crecer y, a largo plazo, poder recuperar la inversión.

Entre enero y octubre de este año, la cantidad que estos inversores han destinado a este tipo de proyectos se eleva a 1.217 millones de euros, un 44% más que en todo el año 2017, según los datos de Startupxplore, plataforma que aglutina a 13.000 inversores. Su consejero delegado Javier Megias, estima cerrar el año en el entorno de los 1.400 millones.

“Estamos en un momento de crecimiento nunca visto. El año pasado hubo un crecimiento del 40% y ya era un récord. Esta es la primera vez que superamos los 1.000 millones, y son buenas noticias porque significa financiar la innovación en España”, afirma Megias a CincoDías, que hoy presenta estos datos en el Congreso Nacional Business Angels que se celebra en Valencia.

Pese al crecimiento de la inversión, la caída en el número de operaciones echa un cierto jarro de agua fría. Estas han caído un 27,2% en el último año, alcanzando las 142 hasta octubre, lo que en la práctica significa invertir en menos empresas. Solo entre tres startups, Letgo, Cabify y Glovo han acaparado el 55% de las inversiones, según los datos de Startup Explore. “Estamos viendo que los inversores apuestan por llevar su capital a pocas empresas, que además son más maduras. Esto conlleva, en principio, menos riesgos y menos rentabilidad”, explica Megias. Este recuerda que los datos disponibles proceden de operaciones que han sido anunciadas públicamente, con lo que hay una inversión latente que, dice, aún no se puede cuantificar.

En todo caso, la escasa diversificación de las carteras de estos mecenas puede suponer un peligro. El 31% de los padrinos inversores tiene en cartera entre una y cinco empresas, y el 30%, entre seis y 10. “Los business angels deberían focalizarse en, al menos, 10 operaciones. Al final, aunque creas que tienen un gran potencial, solo una o dos acaban saliendo adelante, y si inviertes en tres o en cuatro, más posibilidades tienes de perder ese dinero”, analiza Megias.

En el 34% de los casos la inversión se sitúa entre 25.000 y 30.000 euros. Los sectores favoritos son el de consumo, salud, logística y movilidad, fintech y software, y la ciudad donde se llevan a cabo más inversiones es en Barcelona, con el 57% del total. “Es una ciudad que empezó a mover antes que otras el ecosistema emprendedor”, explica Megias.

Este señala que, aunque al alza, el ecosistema de inversores en empresas de base tecnológica todavía dista de parecerse al de países como el Reino Unido o Francia. Para Megias, la escasez de los incentivos disponibles para favorecer la inversión hace que, “en España, fiscalmente, es casi igual de interesante comprar campos de naranjas que invertir en startups”. En este sentido, el consejero delegado de Startupxplore valora positivamente la Estrategia de Nación Emprendedora impulsada por el Gobierno, a falta, eso sí, de medidas concretas. “Reino Unido y Francia son líderes porque los Gobiernos han trabajado en medidas fiscales que soporten esa inversión”, añade.

Normas