El capital extranjero apuesta por el inmobiliario español incluso con turbulencias

Los grandes inversores recalcan el buen entorno macro de España

Opinan que existe recorrido al alza para varios años

Unos visitantes recorren el salón inmobiliario Barcelona Meeting Point (BMP) que se celebra en el recinto ferial de Montjuïc con la participación de 280 empresas.
Unos visitantes recorren el salón inmobiliario Barcelona Meeting Point (BMP) que se celebra en el recinto ferial de Montjuïc con la participación de 280 empresas. EFE

El mercado inmobiliario español sigue atrayendo a los grandes inversores internacionales incluso con las turbulencias en Bolsa y una ralentización de la economía. “Hemos invertido mucho en España y vamos a seguir invirtiendo en los próximos años”, resumió Francisco Milone, director europeo inmobiliario del fondo Värde Partners, en el encuentro Barcelona Meeting Point, que reúne hasta el domingo a inversores y empresas del sector. “España es una de las economías que más crecen en Europa y esperamos que así sea en los próximos años”, apuntó el directivo de esta firma, una de las más activas en nuestro país mediante las promotoras de vivienda Vía Célere y Aelca.

Barcelona Meeting Point reúne desde ayer a 280 empresas procedentes de 21 países, en el congreso y la feria inmobiliaria más activas de los últimos años. Lejos quedan los años en los que este espacio expositivo apenas atraía los estands de los bancos. Aquí están presentes las nuevas grandes promotoras de viviendas así como los responsables de grandes inversores.

Vemos las inversiones en España a largo plazo. Es un país estable, con un crecimiento mayor que el resto de Europa y con recorrido al alza de varios años en el mercado inmobiliario”, confirmó por su parte Alexander Gebauer, consejero delegado de Allianz Real Estate para Europa Occidental. “Hay todavía mucho recorrido para las grandes compañías en el país”, coincidió Milone.

Aun así, el responsable de Allianz alertó de lo fácil que es perder la confianza del exterior, recordando casos como el proceso independentista en Cataluña: “Para nosotros es fundamental la estabilidad política. Hemos visto en España, Reino Unido e Italia lo rápido en que la estabilidad se convierte en un riesgo”.

Rogier Quirinjs, vicepresidente sénior de la gestora estadounidense Cohen & Steers, reconoció el cambio que ha supuesto para los inversores extranjeros la aparición de las grandes socimis en Bolsa fundamentalmente desde 2015. “Antes no existía en lo que pudiéramos invertir en el inmobiliario en España”, reconoció. Este directivo advirtió de los riesgos del endeudamiento de las compañías, a las que recomendó hacer un análisis de su pasivo por si cambian las condiciones crediticias, pero señaló que han buscado oportunidades para invertir en hoteles o residencial en alquiler. “Me gustan también mucho los activos logísticos y las residencias de estudiantes”, confesó sobre sus puntos de interés en el país, aunque reconoció que hay un problema de tamaño en las empresas. “Habrá más concentración”, vaticinó.

“España no se va a ver afectada a medio plazo en lo que pase en los mercados, porque los fundamentales son muy fuertes aquí. Es cierto que los inversores llevan tiempo buscando motivos para que las Bolsas europeas caigan y cualquier punto causa pánico. Pero el mercado inmobiliario en España sigue siendo fuerte”, afirmó Milone.

El responsable de Värde, en concreto, apuntó a que “hay un montón de inversores” buscando oportunidades en apostar por el mercado de la vivienda en alquiler, lo que es una oportunidad también para las promotoras para trabajar en proyectos llave en mano para estos fondos.

Normas