Tim Cook se reúne hoy con Pedro Sánchez en Moncloa

Tras una visita a Bruselas, donde urgió una ley de protección de datos en EE UU similar a la europea

El presidente de Apple defiende la privacidad: "Nuestra información se arma contra nosotros con eficiencia militar"

El presidente de Apple, Tim Cook, pronuncia un discurso durante la 40 edición de la Conferencia Internacional de Autoridades de Protección de Datos y Privacidad, en el Parlamento Europeo.
El presidente de Apple, Tim Cook, pronuncia un discurso durante la 40 edición de la Conferencia Internacional de Autoridades de Protección de Datos y Privacidad, en el Parlamento Europeo.

El presidente de Apple, Tim Cook, se reunirá hoy con el presidente del Gobierno español Pedro Sánchez. El encuentro tendrá lugar esta tarde a las 16:30. Aunque ni desde la compañía de la manzana ni desde Moncloa detallan los temas que tratarán, la reunión se produce en pleno debate sobre la llamada tasa Google, el nuevo impuesto a las tecnológicas impulsado por el ejecutivo. Desde España y desde Bruselas se ha criticado duramente a los gigantes tecnológicos estadounidenses por lo poco que tributan en la mayoría de países europeos. Muchas de estas firmas declaran ingresos en Irlanda u Holanda para pagar menos.

La visita de Cook también se produce en un momento en que el Gobierno español trabaja en la puesta en marcha de medidas que impulsen a España como nación emprendedora. El máximo directivo de Apple ha visitado igualmente estos días Francia y Alemania, y parece que España cierra su gira europea antes de volver a EE UU, donde el próximo 30 de octubre su compañía tiene previsto presentar sus últimos iPad y ordenadores Mac.

El encuentro con Sánchez, al que solo tendrán acceso medios gráficos, tiene lugar también tras el paso del directivo por Bruselas, donde este miércoles arremetió duramente contra las empresas que están haciendo un mal uso de los datos personales de sus clientes para elevar sus ganancias. En un discurso en el Parlamento Europeo con motivo de una conferencia internacional sobre privacidad de datos, el directivo defendió la nueva normativa europea sobre protección de datos (GDPR), en vigor desde mayo, y urgió a llevar a cabo una reforma de la ley de privacidad de datos de EE UU.

Arremete contra las empresas que están haciendo un mal uso de los datos personales de sus clientes para elevar sus ganancias

“En Apple creemos que la privacidad es un derecho humano fundamental, pero reconocemos que no todos lo ven de esa manera”, dijo. “Nuestra propia información, desde lo cotidiano hasta lo profundamente personal, se está armando contra nosotros todos los días con eficiencia militar, y no deberíamos endulzar las consecuencias. Esto es vigilancia, y esta situación debería hacernos sentir muy incómodos; nos debería inquietar”, añadió.

Apple, que asegura diseñar sus productos para que no se pueda acceder a los datos de sus usuarios, ha evitado en gran medida los escándalos sobre privacidad que han golpeado a otras grandes tecnológicas. Cook habló de como la tecnología ha conducido a una compleja industria del dato, y aseguró que se han movido miles de millones de dólares explotando los “gustos y disgustos”, “deseos y temores”, “esperanzas y sueños” de la gente: el tipo de dato rastreado por las compañías tecnológicas y los anunciantes, recogió la BBC.

Cook advirtió que muchos datos tratados por separado son inofensivos por sí solos, pero “se ensamblan, sintetizan, comercializan y venden cuidadosamente (...) Llevado al extremo, este proceso crea un perfil digital duradero y permite que las empresas lo conozcan mejor que usted mismo. Su perfil es un conjunto de algoritmos que ofrecen contenido cada vez más extremo, convirtiendo nuestras preferencias inofensivas en daño ", precisó.

El ejecutivo también habló de inteligencia artificial. "Es un área en la que pienso mucho. En su núcleo, esta tecnología promete aprender de las personas individualmente para beneficiarnos a todos. Pero avanzar en la inteligencia artificial mediante la recopilación de grandes perfiles personales es pereza, no eficiencia ". Cook añadió que para que la inteligencia artificial "sea verdaderamente inteligente, debe respetar los valores humanos, incluida la privacidad. Si nos equivocamos, los peligros son profundos. Podemos lograr tanto una gran inteligencia artificial como grandes estándares de privacidad. No es solo una posibilidad, es una responsabilidad ”, defendió.

Con todo esos temas de fondo, Cook también resaltó que “las plataformas y los algoritmos que prometieron mejorar nuestras vidas pueden en realidad magnificar nuestras peores tendencias humanas (...) los actores malintencionados e incluso los Gobiernos han aprovechado la confianza de los usuarios para profundizar las divisiones, incitar a la violencia e incluso socavar nuestro sentido compartido de lo que es verdad y lo que es falso. Esta crisis es real. No es imaginada, ni exagerada, ni loca”, sentenció.

 


Normas