ADIF y Virgin abrirán un centro de desarrollo para ‘hyperloop’ en Málaga

La instalación estará en Bobadilla (Málaga), generará 250 empleos directos y tendrá un valor de 430 millones

Este tren futurista está diseñado para alcanzar los 1.200 kilómetros por hora

España quiere seguir siendo un referente internacional en el transporte ferroviario de alta velocidad, y no quiere quedarse descolgada del futuro sistema de transporte Hyperloop, el tren supersónico que permitirá viajar en cápsulas a 1.200 kilómetros por hora. Por ello, la presidenta de Adif, Isabel Pardo de Vera Posada, y el CEO de Virgin Hyperloop One, Rob Lloyd, anunciaron este martes un acuerdo para convertir el Centro de Tecnologías Ferroviarias de Málaga en el banco de pruebas de la compañía fundada por Richard Branson en España.

Ambas entidades explicaron a través de sendos comunicados que, tras meses de análisis sobre la viabilidad del proyecto en el país por parte de Virgin, esta “ha elegido España como localización internacional para el desarrollo y la fabricación de prototipos comerciales por sus sólidos sectores de transporte de alta velocidad, aeroespacial y alta tecnología, así como por su excelente talento”, afirmó Lloyd.

“El protocolo suscrito hoy permitirá desarrollar, probar y validar en España los componentes de este sistema, diseñado para desplazamientos de hasta 1.200 kilómetros por hora”, señaló Adif. Posteriormente, el sistema será exportado al resto de Europa. “Una vez superadas estas fases de pruebas y validación, el centro permanecerá en España dando soporte a las operaciones, el mantenimiento y la expansión internacional del sistema”, aclararon ambas partes.

El centro se ubicará, por tanto, en una aldea del municipio de Antequera, en la nave de experimentación de Adif en Bobadilla (Málaga), que actualmente se encuentra fuera de uso y que así comenzará a utilizarse gracias a su arrendamiento comercial. El centro cuenta con una superficie superior a los 19.000 m2, “un espacio suficiente para acomodar los equipos requeridos para las pruebas de hardware necesarias para el desarrollo de esta tecnología de alta velocidad”, señaló Adif.

El valor de la instalación será de unos 500 millones de dólares incluyendo zonas de fabricación, plataformas de prueba y equipos de Virgin Hyperloop One. Esta compañía advirtió, no obstante, que la inversión está supeditada a obtener 126 millones de euros en convocatorias de ayudas públicas (préstamos y subvenciones a I+D+i para las instalaciones).

La empresa pública española indicó que esta instalación generará importantes oportunidades comerciales de alto valor e impulsará el crecimiento económico en la región. “En el ámbito del empleo, facilitará la generación de 250 puestos de trabajo directos y de alta cualificación en los próximos cinco años, y de cientos de puestos indirectos mediante la creación de un ecosistema necesario para la fabricación de sistemas Hyperloop a nivel mundial”, detalló.

Tanto Adif como Virgin colaborarán para implantar este ecosistema que, según explicaron, permitirá a las empresas exportar sus habilidades y productos a otros países donde se comercialicen los proyectos de Virgin Hyperloop One. “La región dispondrá de las capacidades de alta tecnología que lleva inherente el sistema Hyperloop One como la innovación en materiales, la producción de sistemas de levitación magnética, la seguridad en túneles, técnicas avanzadas en electrónica y telecomunicaciones, procesos complejos de operaciones de transportes en demanda, nuevas aplicaciones telemáticas entre la infraestructura y los vehículos, entre otros”, resaltaron desde Adif.

La empresa española añadió que este proyecto permitirá aprovechar las sinergias que se establecen en el entorno al encontrarse ubicado The Railway Innovation Hub en el Centro de Tecnologías Ferroviarias (CTF) de Adif, situado en el Parque Tecnológico de Andalucía, en Campanillas (Málaga). Este hub está formado por 60 empresas expertas en distintos ámbitos de innovación en tecnologías ferroviarias.

Un tren que levita y alcanza velocidades similares a un avión

Virgin Hyperloop One promete cambiar la forma de viajar. “Se mejorarán los flujos de carga y la logística bajo demanda, con grandes beneficios socioeconómicos”, dijo la empresa, que explica que Hyperloop, un sistema ideado por Elon Musk fundador de Tesla en 2013, conectará ciudades alejadas, reduciendo los tiempos de viaje de una hora a minutos.

Este tren transportará personas y mercancías mediante vehículos que se aceleran gradualmente por propulsión eléctrica dentro de tubos a baja presión. Los vehículos flotarán sobre la pista con levitación magnética e irán a velocidades similares a las del avión debido a la resistencia aerodinámica ultrabaja. El sistema es autónomo y cerrado, eliminando impactos por errores humanos y condiciones climáticas adversas. Al ser un sistema eléctrico, no emitirá emisiones de carbono directas.

Aunque varias compañías en el mundo trabajan en crear su propio Hyperloop,  Virgin Hyperloop One asegura haber conseguido ya ensamblar la cápsula y desarrollar el sistema de levitación y guiado, el sistema de propulsión, el tubo, la creación de vacío. Según explica esta compañía, en 2017 ya alcanzó una velocidad de la cápsula de 387 km/h en sus instalaciones de ensayo de Nevada.

Normas