Ryanair se enfrenta de nuevo a una huelga; esta vez sus pilotos en Alemania

Dan de plazo hasta el 6 de agosto a la aerolínea

Se sumarían a la huelga de pilotos de Irlanda y Suecia los días 3 y 10 de agosto, respectivamente

Vuelo de Ryanair
Vuelo de Ryanair REUTERS

Ryanair se enfrenta a nuevos paros en los próximos días. Junto a las protestas de los pilotos irlandeses y sus compañeros en Bélgica y Suecia, ahora son sus homólogos alemanes lo que amenazan con una huelga inminente, como medida de presión para mejorar sus condiciones laborales. Estos paros se darían a conocer 24 horas antes de que se produjera por respeto a los pasajeros.

El 96% de los pilotos alemanes afiliados al sindicato Vereinigung Cockpit, votaron a favor de la convocatoria de huelga como acción de protesta, dejando a la compañía de bajo coste, un plazo máximo hasta el 6 de agosto para conseguir un acuerdo. "Hasta ahora Ryanair no ha hecho ninguna propuesta con la que podamos trabajar", afirmó el presidente del sindicato Vereinigung Cockpit, Ingolf Schumacher

De este modo, los pilotos alemanes se unirán a los irlandeses (3 de agosto) y a los suecos (10 de agosto), en señal de unión y decididos a obtener contratos de trabajo directos regidos por la legislación local del país donde tienen su base, en lugar de la irlandesa.

Aunque se han cerrado acuerdos por parte de Ryanair para reconocer diferentes sindicatos europeos en las últimas semanas, las negociaciones no parecen haber tenido ningún tipo de avance. Es más, Michael O’Leary, consejero delegado de la aerolínea, advirtió una reducción de flota y rutas, e incluso procedería a despidos de cara a la campaña de invierno si las huelgas continuaban.

Irlanda es el primer país que sufre dicha amenaza, donde su flota se verá reducida en un 20%, pasando de 30 a 24 aviones a partir del 28 de octubre. La compañía señaló que esta medida afectará a 100 pilotos y a 200 tripulantes de cabina (TCP). Pero desde la aerolínea alegan que estos cambios se deben a un traslado de varios aviones a Polonia, donde está reforzando su inversión, y al descenso de reservas en Irlanda, causado por las huelgas de pilotos.

Por ello, en protesta por este plan, la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas de Irlanda (IALPA) convoca una cuarta jornada de paros el 3 de agosto. Los pilotos suecos se unen a ellos el día 10 de agosto, denunciando que la dirección no se ha reunido con sus representantes en más de ocho meses.

Así mismo la federación sindical belga CNE ha convocado su propio parón para el 10 de agosto, el mismo día que los suecos. "Desde entonces, Ryanair ha llevado a cabo una campaña de intimidación hacia ciertos miembros de la tripulación que participaron en esas acciones", indicó la CNE en un comunicado. Las califican de “inaceptables” ya que van “en contra del derecho a la huelga, un derecho fundamental garantizado por las conversaciones internacionales”.

 

Normas