Los recortes de plantilla de Deutsche Bank no afectarán a España

El banco mantiene su nueva apuesta por España, pese a la reestructuración global

Los ajustes se concentran en la banca de inversión

Foto de una fachada de una oficina de Deutsche Bank
Foto de una fachada de una oficina de Deutsche Bank REUTERS

El que fuera uno de los bancos más fuertes de Europa, Deutsche Bank, anunció ayer oficialmente antes de celebrarse su junta general de accionistas, un plan para reducir su plantilla global desde los cerca de 97.000 trabajadores actuales a “bastante menos de 90.000”, incluyendo un ajuste del 25% de sus efectivos en el área de venta de acciones e intermediación.

Asimismo, la entidad indicó que concentrará su actividad en renta variable en soluciones electrónicas y en sus clientes más importantes, mientras reducirá en una cuarta parte el apalancamiento de su negocio de banca de inversión, lo que equivale a un ajuste de unos 50.000 millones de euros.

Pese a esta drástica reestructuración, la entidad alemana con dos divisiones en España, una de banca de inversión y otra de banca minorista, no tiene intención de extender este ajuste a España, país que ahora considera estratégico y que pretende potenciar. Así lo han entendido en la filial española, tras el comunicado que remitió ayer el consejero delegado, Christian Sewing, a toda la plantilla del grupo, tras la junta de accionistas.

Ya en esta reunión, tanto el presidente del comité de supervisión del banco, Paul Achleitner, como Christian Sewing, se refirieron explícitamente a España en sus discursos en Francfurt. Ambos destacaron que uno de los objetivos de la entidad es fortalecer el negocio de banca minorista en España.

Christan Sewing declaró en la junta: ”Queremos también fortalecer nuestro negocio internacional de private & commercial banking (banca minorista, comercial y gestión de patrimonios). A la vez que hemos decidido retirarnos de Polonia y Portugal, nos enfocamos en nuestras franquicias en Italia y España. En ambos países somos relevantes y excelentes. Eso nos hace uno de los principales bancos extranjeros”. 

Deutsche Bank España estuvo en venta el pasado año, pero tras no encontrarse comprador que desembolsase el precio reclamado por la casa matriz, el grupo decidió retirar esta operación y potenciar el banco con más inversiones. Acaba, incluso, de iniciar una campaña de publicidad en televisión y otros medios, algo que no había hecho desde hace más de 12 años. Deutsche fue uno de los beneficiados del sector tras las tensiones en Cataluña, ya que clientes de esta comunidad trasladaron su dinero a esta firma.

Otras claves

Cese. Las dificultades que atraviesa la entidad llevaron al banco a cesar a principios de abril al que hasta entonces y desde 2015 era su consejero delegado, el inglés John Cryan, reemplazado con efectos inmediatos por Christian Sewing. Deutsche Bank obtuvo un beneficio neto de 120 millones de euros en el primer trimestre, un 79% menos que un año antes.

Normas