Hispania declara “no solicitada” la opa de Blackstone y buscará alternativas

Contrata a Goldman, UBS y JP Morgan para encontrar una segunda oferta

Ni el consejo ni Azora conocían la compra del 16,56% del capital a Soros ni la opa

hispania
Rafael Miranda, consejero delegado de Hispania, en una junta de accionistas.

Como era de esperar, el consejo de administración de la socimi Hispania no ve con buenos ojos la opa del fondo estadounidense Blackstone. El máximo órgano de gobierno de la inmobiliaria comunicó ayer a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), doce días después de que se supiera de la operación, que considera la oferta como “no solicitada” y asegura que “promoverá alternativas”.

Y es que Blackstone, con su opa, trastornó los planes de la dirección de la socimi, que trabajaba en una venta de la empresa con un plazo límite de 2020. La gestora americana —el mayor fondo inmobiliario del mundo con activos bajo gestión por 435.000 millones de dólares— anunció una oferta formalmente el viernes 6 de abril a un precio de 17,45 euros por acción, lo que valora la compañía en 1.900 millones.

Hispania considera ahora hostil la opa y ha fichado a los bancos Goldman Sachs, UBS y J. P. Morgan como asesores financieros y a los despachos Freshfields y Uría Menéndez como asesores legales para que encuentren alternativas “que vayan encaminadas a maximizar el valor de los accionistas de la sociedad”.

Los expertos consideran previsible la reacción y la respuesta del consejo de Hispania, respecto a que deben analizar alternativas mejores para los accionistas, entre las que se sitúa simplemente solicitar a Blackstone que mejore la oferta.

Los asesores fichados deberán sondear ahora el mercado para comprobar si existe una oferta real que supere a la de Blackstone y que quiera iniciar el camino de una contraopa. Estas fuentes aseguran que, por el trabajo ya realizado previamente por el consejo de la socimi en el sondeo del mercado para una posible venta, no es descabellado que aparezca una opa competidora de alguno de los grandes fondos internacionales o especializado en el sector hotelero.

Blackstone no solo se ha adelantado en plazos a los posibles competidores sino que ya controla el 16,5% de Hispania al adquirir el paquete accionarial en manos de George Soros, quien desde el nacimiento de la inmobiliaria en 2014 ejerció como inversor ancla. El fondo, que deberá desembolsar 1.589 millones por el resto del capital, dará la opa como satisfactoria si pasa a disponer de más del 50% de los títulos.

La compañía da a entender con esta respuesta que el valor de la acción tiene recorrido. La empresa ha seguido la estrategia de comprar a buen precio principalmente inmuebles con problemas societarios o con deudas, para más tarde inyectar recursos en reformas y mejoras. En estos cuatro años de vida se ha convertido en uno de los grandes propietarios del país, con propiedades por valor de 2.475 millones de euros, a cierre de 2017, del que el 66% corresponde a hoteles, equivalente a 1.640 millones. El 10% restante representa el valor de las viviendas y el 24% de oficinas.

La socimi nació con una estructura de un fondo, con el límite de seis años de vida, hasta 2020, fecha en la que debía pasar a liquidarse y devolver las plusvalías a sus accionistas. Pero desde el pasado año, la empresa —gestionada externamente por Azora, que a su vez busca recursos para una OPV esta primavera— vieron una oportunidad de salvar la gran plataforma hotelera que se había constituido mediante un cambio accionarial, dando entrada a un gran fondo que quisiera mantener a largo plazo las propiedades. De momento, Blackstone, es el único que ha dado ese paso.

Hoteles (y otros activos)

13.100 camas. Hispania es el gran propietario hotelero del país, con 13.100 camas en 46 hoteles, que no gestiona sino que cede a grandes operadores como Barceló. Los expertos señalan precisamente esta plataforma ya constituida como lo más atractivo para que un gran fondo quiera entrar de esta forma en el sector turístico español.

Blackstone. Lo que precisamente busca el fondo estadounidense es quedarse con los hoteles de Hispania para unir en una empresa a los 14 de HI Partners que ya compró a Sabadell por 630 millones.

Otras operaciones. Hispania seguía en los últimos meses una estrategia de venta de otros activos para convertirse solo en propietario hotelero. Pero la opa de Blackstone ha frenado esas operaciones. De momento, se ha frustrado la transacción ya pactada del negocio de oficinas con el fondo Tristan Capital Partners.

Normas