Carrefour eleva sus ventas en España un 7,2% gracias a la gasolina

La filial española alcanza 9.609 millones y un crecimiento del 1,1% sin contar la gasolina

El grupo estima cerrar el año con una caída del 15% en el ebitda

Logo de Carrefour en un carrito.
Logo de Carrefour en un carrito. REUTERS

Carrefour terminó 2017 con un aumento del 7,2% en ventas en España, hasta los 9.609 millones de euros. Sin embargo, eliminando el efecto de la gasolina, el crecimiento habría sido del 1,1%, según informó este miércoles la multinacional francesa.

El crecimiento del grupo es todavía inferior si se elimina el efecto de las nuevas aperturas. A tiendas comparables, el incremento de ventas ha sido de apenas un 0,4%. El grupo terminó el cuarto trimestre con 2.681 millones de euros en ingresos en España, un 6% más contando con la gasolina, un 0,4% más sin ella y una caída del 0,6% sin contar las nuevas tiendas. La compañía destacó la aportación de los hipermercados que adquirió a Eroski.

La empresa francesa terminó el año con unas ventas de 88.240 millones de euros a nivel global, lo que supone un incremento del 2,7% contando con la gasolina y del 2,2% sin ella. La empresa se ha visto lastrada por la evolución en Francia, su principal mercado, con un descenso del 0,1%. Además, arrastra problemas en China, con una caída del 9%.

El grupo reconoció que 2017 ha sido un ejercicio "difícil" y aseguró que prevé cerrar el año con un recorte del 15% en el ebitda, hasta el entorno de los 2.000 millones de euros. La empresa achacó sus problemas a la fuerte presión comercial, en especial en Francia y el crecimiento de costes, además de una difícil situación en Argentina.

Normas