Fomento autoriza a Hochtief para la toma de Abertis y analiza la opción de Atlantia

Da por probada la capacidad de la filial de ACS para contratar con la Administración, así como su solvencia

Resta el dictamen de Energía por cambio de control en Hispasat

El Gobierno aprueba a Hochtief
Marcelino Fernández Verdes, consejero delegado de Hochtief.

El Ministerio de Fomento ha pisado el acelerador en el estudio de la opa de Hochtief por Abertis, valorada en 18.600 millones (18,7 euros por título). En apenas un mes ha concluido que la filial de ACS, que pidió autorización el 21 de noviembre, cumple los requisitos para hacerse con el control de la concesionaria catalana si triunfara su oferta.

En el precedente comparable, el Ejecutivo tuvo en sus manos más de dos meses el proyecto de compra de la firma de autopistas Itínere por parte del fondo Citi Infrastructure. Pero ahora se trata de aligerar tiempos en una batalla de ofertas que está afectando a la cotización de Abertis desde mediados de año.

El visto bueno parte del Consejo de Ministros y se produce a propuesta del departamento que lidera Íñigo de la Serna

El visto bueno parte del Consejo de Ministros y se produce a propuesta del departamento que lidera Íñigo de la Serna, y “a efectos de la normativa de contratos de concesión de autopistas de peaje”. Sin embargo, resta que el Ministerio de Energía valore el potencial cambio de control en Hispasat, filial de Abertis considerada estratégica por el Estado, que tiene derecho de veto sobre cualquier cambio accionarial. Pese a que se da por descontado que el operador de satélites será adquirido por la pública REE antes de que se diriman las opas sobre Abertis, el departamento de Álvaro Nadal debe llevar su dictamen al Consejo de Ministros. Se espera que este segundo trámite se lleve más tiempo que el de Fomento.

Desde Fomento se ha insistido en que la autorización del Gobierno ha sido concedida sin perjuicio de que también salga adelante el plácet a la opa originaria de Atlantia. El grupo italiano, que llevaba más de medio año eludiendo someter su oferta al visado de la Administración española, terminó solicitando permiso el pasado 21 de diciembre. Al respecto, Fomento informó el viernes que tramita actualmente esta segunda petición.

Dos gigantes en liza

Se da la circunstancia de que Atlantia presentó su proyecto de compra de Abertis en mayo, mientras la opa competidora de Hochtief llegó hace dos meses. La primera obtuvo el 9 de octubre la autorización de la CNMV, que tiene en estudio el folleto de la constructora alemana.

Fomento explica que las concesiones españolas de Abertis pueden cambiar de manos al haberse superado los cinco años de operación

El regulador bursátil autorizó al opa de Atlantia y abrió el plazo de aceptación -paralizado cuando surgió la oferta competidora– a pesar de que Fomento y Energía avisaron de que no debía dar ese paso sin que el Gobierno examinara la oferta. Incluso hubo tiemmpo para que el consejo de Abertis diera una opinión positiva sobre el plan industrial de la italiana y pidiera una mejora en el precio (16,50 euros por acción ó 16.400 millones por el 100%).

Desatendida la advertencia, ambos ministerios dieron un paso más y presentaron requerimientos de anulación o revocación del proyecto italiano de adquisición. Ante tal posición, Atlantia decidió ceder y presentar su opa ante Fomento y Energía, aunque mantiene que la legislación española no hace preceptivo el permiso del Gobierno.

Desde Fomento se explica que las concesiones españolas de Abertis pueden cambiar de manos al haberse superado los cinco años de operación, según marca el Decreto 215/1973, y ha sido probada tanto la capacidad de Hochtief para contratar con la Administración, así como su solvencia técnica y económica. Atlantia, una de las mayores concesionarias europeas de autopistas, tampoco debería tener problemas para demostrar solvencia y queda a juicio del Gobierno si puede contartar con la Administración española.

Normas