Disney reta a Netflix y Amazon con la compra del entretenimiento de la Fox

La compañía pagará 44.000 millones por los negocios de cine y televisión

El comprador asume 13.700 millones de dólares de deuda de la Fox

Logo de Disney en la tienda de los Campos Eliseos.
Logo de Disney en la tienda de los Campos Eliseos. REUTERS

The Walt Disney Company da un golpe de autoridad en el entretenimiento audiovisual a nivel mundial. La compañía que creó al ratón Mickey anunció este jueves un acuerdo para adquirir el negocio de entretenimiento de la 21st Century Fox, por el que pagará en acciones 44.255 millones de euros (52.400 millones de dólares).

En concreto, la operación incluye el pago de 0,2745 acciones de Disney por cada título de Fox, lo que hará que los accionistas del imperio creado por Rupert Murdoch tengan un 25% del capital de Disney cuando culmine el proceso. Además, la multinacional se hará cargo de 13.700 millones de dólares (11.576 millones de euros) en deuda neta de 21st Century Fox. Disney tiene previsto emitir 515 millones de nuevas acciones en beneficio de los accionistas de 21st Century Fox. Al cierre de los mercados, Disney subía un 2,7% y Fox, un 5,8%.

Pero antes del cierre de la transación, que se espera durante el próximo año o año y medio, se prevé que 21st Century Fox complete la planeada adquisición del 61% de la plataforma de pago Sky que aún no controla, por lo que una vez que culmine la operación The Walt Disney Company asumiría el control de Sky, incluyendo deuda.

También previo al cierre de la operación, 21st Century Fox llevará a cabo su escisión en dos empresas diferenciadas. Se creará una spin off en la que se agruparán todos aquellos negocios que no entran en la operación con Disney, lo que incluye la red de televisiones y emisoras Fox Broadcasting, Fox News, Fox Business, FS1, FS2 y Big Ten Network. Esta nueva empresa prevé centrar su estrategia de crecimiento en la emisión de noticias y deportes en directo.

Se espera que la transacción dé como resultado un ahorro de costes de al menos 2.000 millones de dólares (1.691 millones de euros) por las mejoras en eficiencia alcanzadas a través de la combinación de actividades.

“La “adquisición de esta estelar colección de negocios de 21st Century Fox refleja la creciente demanda de los consumidores de una rica diversidad de experiencias de entretenimiento”, declaró Robert Iger, presidente y consejero delegado de The Walt Disney Company.

La operación anunciada ayer, aunque avanzada hace días, tiene una clara razón estratégica: Disney pretende crecer en contenido para poder plantar cara al alza de Netflix, HBO o Amazon en la oferta de televisión en internet.

La compra del entretenimiento de Fox llega apenas tres meses después de que el grupo, propietario de ABC, ESPN, Pixar, Marvel o Lucasfilm, anunciara que dejaba su alianza de distribución con Netflix para crear su propia plataforma de televisión bajo demanda en 2018. Para ello, ya adquirió el 75% de la tecnológica BAMTech por más de 2.000 millones.

Ahora, con el acuerdo con la compañía de Murdoch, Disney se convierte en el dueño del 60% de Hulu, el principal rival de Netflix –que todavía no está en España– y que cuenta con títulos de éxito como The Handmaid’s Tale, triunfadora en la última edición de los Emmy. Comcast tiene el 30% y Time Warner, un 10%. A ello se sumará el contenido que adquiere a través de Sky, el grupo de televisión por cable europeo que recientemente ha lanzado su apuesta de plataforma online.

Como parte del acuerdo y petición de los consejos de 21st Century Fox y la propia Disney, Robert Iger, actual presidente y consejero delegado de The Walt Disney Company, seguirá al frente de la multinacional hasta el final de 2021.

“Estoy convencido de que esta fusión, bajo el liderazgo de Bob Iger, dará como resultado una de las mejores compañías mundiales. Agradezco a Bob que haya aceptado seguir al frente”, declaró Rupert Murdoch, presidente ejecutivo de 21st Century Fox.

Obtiene Los Simpsons, X-Men y Avatar

Amplía su cartera. La adquisición del negocio de entretenimiendo de Fox da a Disney la propiedad de sus canales de televisión y de algunos títulos tan imporantes como The American, Modern Family, y, sobre todo, la histórica Los Simpsons. La operación incluye también FX Networks, National Geographic, o la cadena india Star.

Une al universo Marvel. La apuesta de Disney con Fox está también en el cine con Twentieth Century Fox, Fox Searchligt Pictures y Fox 2000. Con ello, la empresa logra reunir bajo el mismo paraguas franquicias taquilleras de Marvel como Los Vengadores, que adquirió con la compra de Marvel Studios, con títulos como Deadpool o X-Men, propiedad de Fox. Además, se unen otras franquicias como Avatar, Ice Age y Alien.

Normas