El presidente de Iberdrola declara la guerra a la gestión de Siemens Gamesa

Galán asegura: "No podemos estar contentos con una compañía que ha perdido más del 50% de su valor en seis meses"

"Hacen un 'profit warning' y casi te enteras por el periódico. Cambian personas de alto nivel y piensas que estamos enloqueciendo y algo está fallando"

Iberdrola
El ministro de Economía, Luis de Guindos (i), y el presidente de Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán, charlan durante la inauguración de la jornada "La Europa sin fronteras", organizada hoy por Pimco y El Confidencial. EFE/ Mariscal EFE

El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, ha mostrado su descontento con la inversión en Siemens Gamesa y la gestión que se está llevando a cabo de la compañía por parte del grupo alemán tras la consumación de la fusión, que se cerró el pasado mes de abril.

En un encuentro informativo organizado por 'El Confidencial' y Pimco, Galán reconoció que como inversor financiero, ya que Iberdrola pasó a tener una participación del 8% en el grupo fusionado tras cerrarse la operación, "no está contento" con la caída del valor en Bolsa. "No podemos estar contentos con una compañía que ha perdido más del 50% de su valor en seis meses. Cuando ves cosas como la que estás viendo, que hacen un 'profit warning' y casi te enteras por el periódico de que lo va a hacer, que cambian personas de alto nivel...pues piensas que estamos enloqueciendo y algo está fallando", afirmó.

El presidente de Iberdrola recordó que la energética estuvo en el accionariado de Gamesa desde el principio, ya que se trataba de una inversión "casi afectiva", y que cuando se planteó la fusión con el negocio eólico de Siemens, permaneció tras alcanzar un entente con la alemana para se tomara el control "con un esquema de bastante españolización" y para asegurar que las cosas "se hacían bien".

Así, Galán subrayó que Iberdrola, tras la fusión, pasó de ser un socio industrial a un socio financiero, por lo que está caída en el valor de la acción de Siemens Gamesa en los últimos meses no es para "poder estar contentos".

Respecto a los cambios en la cúpula del grupo abordados por Siemens Gamesa, el presidente de Iberdrola consideró que "tienen solución y remedio" y se hablarán y discutirán con el socio mayoritario de la compañía. "Esas cosas dentro de la junta de accionistas tienen remedio y se pueden arreglar",dijo.

En paralelo, Galán, ha pedido un marco regulatorio estable para España, como el de países como Reino Unido, Brasil, México o Estados Unidos, en los que está presente la compañía,
y una planificación energética que sea "pública, conocida y notoria", para así poder dejar de escuchar que "el anterior ministro se equivocó".

Ha reconocido que en los 17 años que lleva al frente de la compañía ha visto pasar "a seis ministros y 12 o 13 secretarios de Estado, que todos con la mayor voluntad empiezan a escribir cosas" pero al final se equivocan, y los errores "los pagan los ciudadanos y los accionistas".

Por ello, lamentó que España sea el único país donde la energética tiene pleitos. "Me duele como español. Me fajo vendiendo España y me duele dar tanto trabajo a los abogados. ¿Por qué no podemos evitarlo? ¿Por qué somos distintos?", se preguntó.

Así, pidió mirar al modelo de otros países donde hay unas "reglas del juego muy claras, decisiones consensuadas y marcos muy de largo plazo", para lo que es necesario "hablar y dialogar". "Al final, está claro que las decisiones las deben tomar los gobiernos, pero no nos equivoquemos. A ver si conseguimos no decir que el anterior se equivocó", añadió.  A este respecto, Galán aseguró que Iberdrola ha invertido en los últimos 17 años en España un total de 25.000 millones de euros, con un resultado económico "casi nulo, ya que ganamos ahora casi igual que antes".

El directivo criticó también las altas cargas políticas que sufre el negocio eléctrico en forma de un "montón de impuestos". "Muchas veces es mejor meterlo en las tarifas que evita bastante controles y ruido mediático. Por ejemplo, es mejor subir la tasa que se cobra a las hidroeléctricas que tener que ir al Parlamento a decir que subo medio punto el impuesto de Sociedades", afirmó.

Además, para Galán, no se puede "ir en contra de los tiempos", en referencia al crecimiento de las tecnologías 'verdes'. "Hay cosas que caen por su peso por la fuerza de la gravedad. Todo el mundo se mueve en una dirección y España no se puede mover en la contraria", dijo. De esta manera, respecto al 'mix' energético a futuro, Galán señaló que "primero hay que tener la foto de dónde se quiere llegar", si se quiere un país muy dependiente energéticamente o no y con una economía 'verde'.

Las nucleares se van a cerrar

Asimismo, subrayó que las centrales nucleares se van a cerrar, así como el carbón y los ciclos combinados, aunque pidió que se haga de manera "ordenada y sabiendo cómo se va a pagar". "Son cosas que llevo pidiendo tiempo, pero al final se decide desde el cortoplacismo", añadió al respecto.

El presidente de Iberdrola también abogó por seguir introduciendo renovables al ritmo que se va produciendo el cierre ordenado del resto de centrales, ya que con más energía 'verde' automáticamente los precios se irían deprimiendo".

Normas