Gigas alcanza 211.000 euros de ebitda en el tercer trimestre, lo previsto para todo el año

Los ingresos netos hasta septiembre fueron de 4,38 millones de euros, un 24,4% más

La compañía prevé entrar en beneficio neto positivo en 2018 y empezar a generar caja

Diego Cabezudo, consejero delegado de Gigas Hosting.
Diego Cabezudo, consejero delegado de Gigas Hosting.

Gigas Hosting, la compañía española especializada en servicios de cloud computing, ha alcanzado en el tercer trimestre un ebitda de 211.000 euros, lo previsto para todo el año. La empresa, que cotiza en el MAB, cierra así los primeros nueve meses del año con un ebitda de 329.000 euros, frente a los 14.000 euros negativos previstos. Gigas alcanza así un ebitda anualizado de 844.000 euros, según las cuentas presentadas este lunes por la compañía.

La firma, que cotiza en el MAB, ha resaltado que las cifras presentadas cumplen claramente el objetivo que se había marcado para este año de priorizar la rentabilidad de la compañía, a pesar de sacrificar cierto crecimiento. Las ventas brutas de Gigas a septiembre fueron de 5,09 millones, un 23% más que en el mismo periodo de 2016, y sus ingresos netos fueron de 4,38 millones, un 24,4% más. El margen bruto fue de 3,4 millones, un 31,7% más.

La tecnológica asegura que los ingresos del año y, sobre todo del tercer trimestre, se han visto afectados negativamente por la depreciación del dólar (casi un 8% de media en ese periodo), lo que ha hecho que queden ligeramente por debajo de lo presupuestado para los primeros nueve meses del año (un 3,3% y un 1,1% por debajo, respectivamente).

La compañía cerró septiembre con un total de 3.601 clientes empresariales, superando por primera vez los 3.600. De ellos, 482 fueron clientes de su cloud datacenter, que alcanzaron un ingreso medio por cliente (Arpu) de 1.051 euros, algo inferior a los 1.057 reportados en el primer semestre, pero superior a los 999 del año 2016.

Gigas avanza que esperan acabar el año algo por debajo de la facturación a cliente e importe neto de la cifra de negocios, previsiblemente en el entorno de los 7 millones y 6 millones, respectivamente, lo que supondría una desviación de entre un 4% y un 6% sobre las cifras incluidas en el presupuesto para el año. Sin embargo, respecto al ebitda, la firma estima que en el cuarto trimestre puede alcanzar los 260.000 euros, un 16% superior a la previsión publicada el 1 de marzo. Para todo el ejercicio, el ebitda se acercaría a los 0,60 millones de euros, muy por encima de los 0,21 millones de euros previstos.

La compañía española califica los resultados de “muy positivos” y asegura que ponen a la empresa en una “buena posición de partidade cara al 2018, donde espera continuar aumentando la facturación a un ritmo en el entorno del 25%, continuar incrementando el ebidta, entrar en beneficio neto positivo y empezar a generar caja.

Normas