Lecciones de banca de Francisco González a los universitarios

El presidente de BBVA responde a las inquietudes de alumnos de Cunef ante el desafío de iniciar una carrera profesional

Recomienda no ceder ante una mala práctica, trabajar en equipo, perseverar en la estrategia y, sobre todo, viajar

Universitarios
Francisco González conversa con el director general de Cunef, Pablo Vázquez.

Qué son los bancos hoy día y, sobre todo, en qué se van a transformar las entidades financieras dentro de cinco o diez años? Para esta pregunta el presidente de BBVA, Francisco González, tiene respuesta: “Nadie lo sabe”. Y lo argumenta asegurando que para responder primero “hay que saber bien qué está pasando con la tecnología, con las llamadas tecnologías exponenciales, desde la cloud, hasta el internet de las cosas, que son las que están cambiando las reglas del juego”. La incertidumbre está ahí, en todos los ámbitos cotidianos, y también en el mundo de las finanzas:“Tanto en cosas que se hacían antes, que ahora se pueden hacer mucho mejor y otras cosas que no se hacían antes y ahora se pueden hacer, es decir, cosas nuevas que no conocíamos. Eso es lo primero que hay que entender: cómo funcionan estas tecnologías y, luego, cómo va a ser el banco”.

Con estas palabras intentó González despejar algunas de las inquietudes planteadas por universitarios del Colegio Universitario de Estudios Financieros (Cunef), durante la inauguración ayer del curso académico, a la que asistieron unos 250 alumnos. Y señaló que la entidad financiera que preside comenzó hace algo más de una década un largo viaje digital, con el fin de “transformar un banco, en la forma en que la gente lo concibe, a una compañía digital que, básicamente, es más de software que de hardware, donde hay una gran automatización de las tareas, donde los clientes tienen plataformas a las que tienen acceso y pueden resolver una gran parte de sus necesidades prácticamente sin intervención humana”.

Porque los bancos van camino de convertirse en grandes plataformas donde los clientes pueden entrar en cualquier momento, desde cualquier lugar, utilizando cualquier tipo de canal y encontrando una respuesta rápida a la petición de un servicio. “A medida que se avanza en la cadena de valor y las cosas son más complicadas, ahí es donde empieza a intervenir más el ser humano. Este puede intervenir físicamente en una sucursal, o puede intervenir a distancia, con un iPad o bien por vía telefónica”, afirmó González. También tiene claro que la tecnología va a ayudar a personalizar los servicios.

El ideario del banquero

 Nuevas entidades. “Se está formando una nueva liga de competidores y en ella estarán los bancos físicos que se puedan transformar en una empresa digital. Ya veremos cuántos pero serán pocos; alguna startup, y definitivamente algunos de los grandes de la red, como Google, Faceboook o Amazon”.

Revolución. “Yo soy tecnooptimista. Ahora está pasando como en revoluciones anteriores, con disrupciones importantes, que provocan cambios. Se debate sobre el futuro del empleo, de la automatización, de los robots. Y se crea ansiedad en la población. Ahí es donde el poder político, el poder público, tiene que tomar medidas para que eso se haga bien”.

Transformación. “Van a desaparecer muchos bancos. Muchos. Si ahora son 20.000, dentro de cinco años serán miles; dentro de 10 o 15 serán cientos y dentro de 25 serán a lo mejor docenas”.

Tres principios. “Que todo lo que hagamos sea legal, que todo sea publicable en primera página de un periódico, y que lo que hagamos sea aceptable por la sociedad”.

Normas