La producción de la industria española encadena 43 meses al alza

El mayor avance se da en bienes de equipo, lo que apunta a un rearme tecnológico

Markit también destaca el auge de actividades ligadas a bienes de consumo

Los subsectores que tiran de la industria española Ampliar foto

La industria española vive un momento dulce tras siete años consecutivos de crisis en los que el número de compañías y el empleo cayó de forma brusca en favor de los servicios. La recuperación de la economía española, apuntalada por la revisión al alza de las previsiones de crecimiento del PIB y del empleo para este año, y la mejoría económica de la zona euro, el mayor comprador de las empresas españolas, han propiciado que la producción industrial haya crecido durante tres años y medio seguidos, disipando los temores de una posible recaída, tal y como sucedió en 2011. “La producción manufacturera aumentó por cuadragésimo tercer mes consecutivo”, apunta el último informe sobre actividad de la consultora IHS Markit, que analiza y compara los datos de todos los países de la zona euro. “El primer semestre del año [en España] ha sido impresionante y los últimos datos no revelan ningún signo real de que los ritmos de expansión se estén ralentizando a medida que nos encaminamos hacia el segundo semestre”, apuntó Andrew Harker, economista senior de IHS Markit.

¿Qué sectores han sido los que han tirado de la actividad en lo que va de año? Hay al menos una docena cuya producción ha crecido a tasas de dos dígitos en el primer cuatrimestre de 2006. Tres de ellos (máquina herramienta para trabajar el metal, acumuladores eléctricos y generadores de vapor) están ligados al sector de bienes de equipo y encabezan la clasificación con subidas superiores al 17%. Un ejemplo ha sido Duro Felguera, asociada a la patronal Sercobe, que obtuvo en el primer trimestre nuevos contratos por valor de 106 millones de euros, un 168% más que en el mismo período de 2016, y cerró con una cartera de pedidos de 2.226 millones, un 9,9% más anual. Otro de los asociados de Sercobe que registró un primer trimestre histórico fue Tubos Reunidos, con un crecimiento de las ventas del 56% hasta los 51 millones. En la presentación de resultados, Guillermo Ulacia, nuevo vicepresidente ejecutivo de la compañía, explicó que las ventas a Norteamérica se triplicaron en ese período y que la facturación a Asia y Europa creció un 24% gracias a la buena aceptación de las tuberías de gran diámetro.

El informe de IHS Markit incide en que la producción se incrementó en todos los grupos estudiados, aunque estuvieron liderados por los sectores de bienes de consumo. Y aquí aparecen alimentos, bebidas, coches, muebles, ordenadores, textil, tablets o electrodomésticos, cuya demanda ha explotado como consecuencia de la reactivación del consumo de los hogares (lleva más de tres años consecutivos creciendo a tasas del 3%), a lo que se une la importante cuota de mercado ganada en el exterior los seis años de crisis en los que la demanda interna languidecía).

Dos buenos ejemplos son Inditex y H&M. Ambas pugnan por el liderato de ventas en España y han visto sustancialmente incrementadas sus cifras en sus primeros trimestres fiscales. Las ventas de H&M en el primer semestre en España han sido de 399 millones de euros, con un alza del 6% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. A cierre de mayo (fecha de finalización del primer semestre), la empresa sumaba 172 tiendas en España, tres más que un año antes. Solo China y EE UU crecen más entre los diez primeros mercados de la firma sueca. Por su parte, las ventas globales de Inditex en su primer trimestre fiscal (1 de febrero al 30 de abril de 2017) crecieron un 14% hasta los 5.569millones de euros, con varios hitos importantes en el mercado español. La más importante es la inauguración de las nuevas oficinas de Stradivarius en la zona del Vallès, en Cerdanyola (Barcelona), donde se ha instalado el personal de diseño y servicios centrales de la marca. También destaca la construcción de una tienda de Zara de más de 6.000 metros cuadrados en Madrid o la apertura de un establecimiento emblemático de Uterque en Barcelona.

Pero si hay algún sector que se ha visto especialmente beneficiado por el repunte del consumo en España ha sido el de alimentos y bebidas. Y el gran actor en este segmento es Mercadona, cuya cuota de mercado se ha disparado en el primer trimestre hasta el 23,6% de toda la distribución de alimentos y bebidas, la más alta de toda su historia. El grupo presidido por Juan Roig cerró el pasado ejercicio con unas ventas de 21.623 millones de euros, un 3,9% más que en 2015.

La facturación de Carrefour en España, el segundo más importante tras Mercadona con un 8,5% del total, subió un 4,3% anual entre enero y marzo hasta los 2.110 millones. Las ventas de la cadena alemana Lidl también crecen con fuerza y le dejan con una cuota de mercado del 4,3%.

La producción de otros sectores ligados al consumo, como ordenadores, muebles, ferretería o cubertería también han experimentado fuertes incrementos, según los datos acumulados del INE.

El bálsamo del sector exterior

Alimentos. Es el sector que más se ha beneficiado por el sector exterior. Los últimos datos del Ministerio de Economía apuntan aque en los cinco primeros meses de 2017 sus exportaciones crecieron un 10,8% y supusieron un 17,2% del total, situándose por delante de la automoción (17,1%) o productos químicos (14,2%). Solo los bienes de eequipo, con un 19,4% del total, están por delante. Carne y productos del cerdo, con 4.421 millones, el aceite de oliva (3.366), el pescado y las conservas (2.905) y el vino (2.745) son los más vendidos.
Química. Es el cuarto mayor sector en materia de exportaciones e ilustra a la perfección cómo su facturación ha aumentado a medida que la demanda interna se ha recuperado. “La reactivación del consumo interno, ya iniciado en 2015, ha continuado impulsando las ventas en 2016, de las que un 55% siguen realizándose en mercados internacionales”, apuntaba el último balance de la patornal Feique. En concreto, la UE· ya supone el destino del 59% de la sexportaciones de las empresas químicas, aunque también destaca el importante empuje experimentado por las exportaciones extracomunitarias, que han pasado del 29% en 2000 hasta el 41% registrado el pasado año.

Normas