Datos de Economía

La desinversión extranjera en España toca máximos en 17 años

La salida de capital foráneo se elevó a 4.402 millones hasta marzo

Es el nivel más alto desde el año 2000

La desinversión extranjera en España toca máximos en 17 años

La Secretaría de Estado de Comercio ha actualizado esta mañana los datos de inversión extranjera recibida por España, que ofrecen datos contrapuestos. Por un lado, la inversión bruta productiva (aquella que genera actividad y empleo) recibida en el primer trimestre de 2017 creció un 76,9% al pasar de 3.251 a 5.752 millones de euros, el nivel más elevado desde 2011. Alemania se convirtió en el primer inversor en España con 2.248 millones de euros, un 39,1% del total, seguido por Francia (639 millones) y Holanda (517 millones).

Holanda aglutina el 66% de las salidas de capital en el primer trimestre

La entrada de capital extranjero se concentró en dos sectores de actividad (energía e ingeniería civil) que recibieron 1.911 y 1.000 millones, respectivamente, en los tres primeros meses del año. Por comunidades de destino, Madrid, beneficiada por el efecto sede (el hecho de ser la capital atrae a un gran número de multinacionales), atrajo 2.361 millones (un 46,7% del total). Una de las principales novedades de la estadística es que País Vasco adelanta a Cataluña como la segunda autonomía que más fondos recibió, con 1.914 millones, un 20,7% del total. 

Esos buenos datos, sin embargo, se ven ensombrecidos en el análisis de las desinversiones, que surgen de restar la inversión bruta y la neta. Entre enero y marzo se produjeron salidas de capital extranjero por valor de 4.402 millones de euros, lo que supone el nivel más alto desde al año 2000, en el que las desinversiones llegaron a 5.109 millones de euros. Holanda es la principal responsable de ese fenómeno. Pese a que España recibió 639 millones de inversión productiva entre enero y marzo procedente de ese país, la inversión neta registró tasas negativas de 2.288 millones de euros. Dicho de otra manera que se contabilizaron desinversiones por valor de 2.905 millones (un 66% del total).

La inversión productiva, la que genero empleo y actividad creció un 77% entre enero y marzo

Se han producido salidas de forma generalizada entre los grandes países inversores. Las desinversiones desde Alemania, el mayor inversor en el primer trimestre, han ascendido a 466 millones, mientras que las procedentes de Francia, el segundo país en el escalafón, se limitan a 14 millones. También se han producido salidas en el caso de EE UU (171 millones) y Reino Unido (171). La única excepción se produce en Luxemburgo en el que el saldo entre la inversión bruta y la neta es de 64 millones de euros.

Normas