Banca

Dancausa: “No somos los responsables de todo lo que ha pasado”

Bankinter arremete contra la estigmatización de la banca en la gestión de la crisis

Critica al Ejecutivo por el exceso de regulación y las subidas de impuestos

La consejera delegada de Bankinter, María Dolores Dancausa. EFEArchivo
La consejera delegada de Bankinter, María Dolores Dancausa. EFE/Archivo EFE

La consejera delegada de Bankinter, María Dolores Dancausa, ha apuntado que la entidad que dirige afronta tres retos en el futuro a corto plazo: la tecnología, la reputación y la regulación. El primero se refiere a la revolución tecnológica en el sector, que ha provocado el cierre masivo de entidades y miles de despidos, así como los cambios en las necesidades y demandas del cliente. “Estamos automatizando tareas que era impensable que pudieran suceder, lo que nos da una oportunidad para atender mejor a los clientes y hacer más transacciones con costes residuales. Hay que estar formando y haciendo procesos de aprendizaje permanentes para saber qué antiguos trabajos van a aparecer y cuáles van a surgir”, ha dicho durante su intervención en el XXIV Encuentro del Sector Financiero.

En el caso de la reputación, Dancausa hizo una encendida defensa del papel de la banca en la gestión y salida de la crisis y negó que las entidades hayan sido “causa y consecuencia” de la crisis, tal y como sugirió el titular de Economía en el mismo acto. “No somos los responsables de todo lo que ha pasado. La lista de méritos es mucho mayor que la de errores. Hay que trabajar incansablemente para que se sepa”, ha señalado visiblemente enfadada. “Reconociendo los errores se han pasado por alto los esfuerzos de recapitalización, la generosidad para acudir al rescate de entidades, por afrontar en sus cuentas quebrantos de grandes préstamos, por haber aportado dinero para crear el Sareb, por haber adquirido entidades con problemas”, ha apuntado Dancausa. Esa mala reputación es la que ha provocado, en su opinión, el alud de demandas contra las entidades de crédito. “Tenemos un montón de demandas en la Justicia que se aprovechan de la ignorancia de los clientes. En Bankinter tenemos algo de ventaja: no tenemos clausulas suelo, tenemos un tamaño más modesto y no son tantas las demandas que nos han llegado, y el perfil del banco es de banca privada, dirigido a clientes con ingresos altos”.

La consejera delegada de Bankinter también ha sido muy crítica con el exceso de regulación. “La exageración en su uso resulta perniciosa. El control se impone para evitar errores y fraudes. Esos sistemas son necesarios y una de las fortalezas de Bankinter es tener esos controles. Pero al mismo tiempo se elimina la capacidad de equivocación. . Eliminar la capacidad de equivocación. Si nos marca paso por paso lo que hay que hacer, como hay que pagar, se coarta el grado de libertad, es posible que no nos equivoquemos, pero que tampoco acertemos”. Dancausa también arremetió contra las subidas de impuestos del Ejecutivo, “que dan oxígeno al sector público, pero sí se asfixia al contribuyente, se asfixia al sector público”.

Normas