Farmacia

Competencia investiga la distribución de fármacos

La CNMC inicia un estudio sobre el mercado de distribución mayorista y comercialización de medicamentos en España

Competencia investiga la distribución de fármacos

La CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia) ha iniciado un estudio sobre el mercado de distribución mayorista y comercialización de medicamentos en España, según informó el organismo este viernes.. El informe responde a que se detectan preliminarmente potenciales restricciones a la competencia, derivadas del funcionamiento y estructura del propio mercado, así como restricciones de acceso al mercado y al ejercicio de la actividad, recogidos en la normativa en vigor.

La idea de Competencia es concluir el análisis con unas recomendaciones para el sector y para el Gobierno, indica un portavoz de la institución.

"Durante el análisis preliminar del mercado, se han identificado una serie de potenciales restricciones a la competencia que se desarrollarán con más detalle en el estudio", se señala en un comunicado del organismo. La CNMC cree que en primer lugar, las empresas titulares de las patentes de los medicamentos innovadores, cuya protección se justifica para fomentar la innovación, pueden adoptar comportamientos estratégicos, que restringen o retrasan la entrada en el mercado de los medicamentos genéricos. Sobre este estudio, Farmaindustria, la patronal farmacéutica, declinó hacer comentarios.

En segundo lugar, el sistema de precios y de determinación de márgenes mayoristas es un sistema altamente intervenido. Parte de estas intervenciones podrían estar fundamentadas en la existencia de fallos de mercado con capacidad para afectar a razones imperiosas de interés general. En consecuencia, podría plantearse una cuidadosa revisión del sistema de cálculo de precios y márgenes, así como un análisis de cada uno de los regímenes especiales de precios.

El análisis se complementará con el estudio de mecanismos alternativos, tales como las compras centralizadas y las subastas de licitación, con el fin de determinar su impacto sobre los precios y la eficiencia administrativa. "Durante el estudio se profundizará en el uso y el diseño de ambos instrumentos como mecanismos para introducir una mayor competencia en el sector y mejorar la regulación en beneficio de los pacientes, la administración pública y el sistema económico", añade.

Desde Fedifar, la patronal de los distribución de farmacia, destacaron que la CNMC de momento no ha reclamado ninguna información a las empresas del sector, al que califican de enormemente competitivo, destacando informes de mercado en el que se señala a España como uno de los países más eficientes en la distribución.

En España, los márgenes de la distribución están fijados por el Gobierno, con un porcentaje del 7% sobre las ventas y con un tope a partir de los 96 euros. “La distribución en España es muy eficiente y no ha habido ninguna restricción a la entrada de ninguna empresa a pesar de ser un mercado regulado”, se destacó desde Fedifar.

En el sector participan alrededor de 30 empresas, liderado por Cofares, Bidafarma, Alliance Healthcare y Hefame con una cuota conjunta superior al 65%.

La CNMC reconoce la necesaria protección del interés público, inherente a la regulación de este mercado. "Sin embargo, es también imprescindible para la defensa del interés general que la regulación se ajuste a los principios de necesidad y proporcionalidad, evitando introducir o mantener restricciones a la competencia injustificadas que impidan o dificulten alcanzar una mayor eficiencia en el funcionamiento del mercado y la utilización de recursos públicos".

Doble precio

Recientemente, este organismo ha avalado la validez del sistema de doble precio de los medicamentos y lo ha realizado por segunda vez, ya que anteriormente había archivado el caso y el Supremo obligó a reabrirlo. La CNMC falla de nuevo dando validez a un contrato entre el laboratorio Pfizer y el mayorista Cofares –líder del sector de la distribución a farmacias–, ante la denuncia de otro mayorista llamado Spain Pharma. El organismo dio el visto bueno a que los laboratorios puedan disponer de dos precios para los fármacos: uno para el Sistema Nacional de Salud y otro para el mercado libre, destinado fundamentalmente a la exportación, lo que se conoce como comercio paralelo.

Normas