Telecomunicaciones

Telefónica acelera la actividad financiera y emite bonos en Brasil por 600 millones

Coloca deuda a cinco años

Logotipo de Vivo, la marca comercial de Telefónica Brasil.
Logotipo de Vivo, la marca comercial de Telefónica Brasil.

Telefónica mantiene una intensa actividad en los mercados de deuda. Ahora le ha tocado el turno a Brasil. Así, el consejo de administración de Telefónica Brasil ha aprobado la puesta en marcha de una emisión de deuda por un importe total de 2.000 millones de reales (cerca de 600 millones de euros).

En total, Telefónica Brasil colocará 200.000 obligaciones, con un valor nominal cada una de 10.000 reales. La colocación tendrá lugar el 8 de febrero. Así, el periodo de vencimiento es de cinco años, hasta el 8 de febrero de 2022.

El objetivo de la operadora con este movimiento es adaptar el perfil de su deuda. Al cierre del tercer trimestre, la deuda neta de Telefónica Brasil era de 2.996 millones de reales, con un ratio de apalancamiento de 0,22 veces el Ebitda. La cifra total de deuda es un 18,1% inferior a la registrada a la conclusión del mismo periodo del ejercicio anterior.

La compañía que dirige Eduardo Navarro de Carvalho buena aprovechar la ventana de oportunidad abierta en los mercados de deuda. Además, Telefónica Brasil ha vivido un buen comienzo de año en Bolsa. Así, por ejemplo, los ADR de la empresa en Wall Street acumulan una revalorización del 11% desde principios de año.

Para el conjunto del grupo Telefónica, la emisión en Brasil es un paso más en su estrategia de captación de nueva deuda para hacer frente a los vencimientos para este año, que suman cerca de 8.200 millones de euros. En cualquier caso, y contabilizando las operaciones realizadas entre los meses de diciembre y enero, la operadora ya ha captado recursos por cerca de 4.200 millones de euros, más de la mitad de los citados vencimientos de 2017.

De esta forma, la teleco formalizó en diciembre un préstamo a ocho años con el China Development Bank por un importe de 1.500 millones de euros. También en el último mes de 2016, la operadora realizó una emisión privada de deuda entre inversores institucionales por un importe de 150 millones. Los bonos, con un cupón del 4%, tienen un periodo de vencimiento de 35 años, hasta el año 2051. Telefónica señaló que este plazo es el mayor alcanzado por una emisión de la compañía en toda su historia.

Días después, el pasado 10 de enero, Telefónica realizó una colocación de bonos del año por un importe total de 1.750 millones de euros, una de las mayores del año en el conjunto de los mercados mundiales. La emisión se dividió en dos tramos, 1.250 millones con vencimiento a ocho años y un cupón del 1,528%; y 500 millones a 11 años con un cupón anual del 2,318%.

Posteriormente, Telefónica Chile emitió bonos por un importe de 48.000 millones de pesos (unos 68 millones de euros). En un hecho relevante remitido a la Bolsa de Chile, la compañía señaló que los bonos tienen un periodo de vencimiento de seis años y medio y una tasa interna de retorno del 4,55%. El spread fijado es de 81 puntos sobre los bonos del Banco Central de Chile.

Finalmente, en el día de ayer, la empresa puso en marcha una emisión de deuda entre inversores institucionales por un importe total de 150 millones de euros. Los bonos tienen un vencimiento a dos años, en enero de 2019, con un tipo de interés de Euribor a tres meses más un 0,40% anual.

Normas