Industria farmacéutica

El laboratorio Shire, multado por sobornos a médicos

La compañía farmacéutica llega a un acuerdo con la fiscalía en EE UU para pagar 350 millones.

El laboratorio Shire, multado por sobornos a médicos

El laboratorio estadounidense Shire, con sede fiscal en Irlanda, ha llegado a un acuerdo con la Justicia de EEUU para cerrar un caso de sobornos a médicos en EE UU. La farmacéutica desembolsará una multa de 350 millones de dólares (327 millones de euros), en un acuerdo con las fiscalías de 39 estados.

La fiscalía acusó de emplear “sobornos y otros métodos ilegales para inducir a los médicos para usar y sobreutilizar” un producto llamado Dermagraft, una piel humana elaborada por bioingeniería aprobada por la agencia del medicamento americana (FDA) para el tratamiento de úlceras provocadas por pie diabético.

El acuerdo resuelve que los comerciales de la compañía inducían ilegalmente a los profesionales al uso del producto con “cenas lujosas, bebidas, viajes y entretenimiento, equipos y suministros médicos y pagos injustificados”, según el comunicado de la fiscalía, que afectaban a los programas de aseguramiento público Medicare –para mayores de 65 años–, Medicaid –personas con bajos recursos– y otros programas.

Los hechos afectan a una compañía llamada Advanced BioHealing, que Shire adquirió en 2011 y que posteriormente vendió en 2014. Las autoridades americanas aseguran que el laboratorio ha colaborado en la investigación gubernamental.

Se trata del mayor caso de investigación por sobornos en aquel país para este tipo de productos médicos por infringir la False Claims Act, que regula el fraude contra los intereses gubernamentales. Otros laboratorios como GSK, Pfizer, Johnson & Johnson, Abbott, Lilly, Amgen, MSD o BMS también llegaron a acuerdos de pagos millonarios para cerrar este tipo de casos.

Además de las alegaciones por sobornos, el acuerdo también zanja las acusaciones sobre que el laboratorio introdujo Dermagraft en el mercado para usos no aprobados previamente por la FDA e “hizo declaraciones falsas para inflar el precio” del producto, según el comunicado de la fiscalía. Un portavoz de Shire aseguró a The Wall Street Journal que el acuerdo no implica ningún cargo criminal y que los ejecutivos implicados dejaron la compañía en 2012. “Para llegar a este acuerdo, Shire no ha reconocido ningún tipo de mala práctica o ilícito civil”, asegura la firma en un comunicado.

Esta empresa cotizada está especializada en la investigación y comercialización de medicamentos huérfanos para enfemedades raras (o poco frecuentes).

Investigada por monopolio

La farmacéutica Shire se enfrenta en EE UU a otra investigación, según informó la prensa estadounidense, en una investigación sobre un supuesto acuerdo con su rival Actavis para retrasar la comercialización de un genérico que compitiese frente a su terapia contra el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad.

Según la investigación, Shire pagó a Actavis para retrasar la entrada del genérico en el mercado y así mantener el monopolio de su fármaco Intuniv. Respecto a este caso, un portavoz de la compañía niega las acusaciones y asegura que se defenderá contra ellas.

Shire es una cotizada de origen británico, son sede fiscal en Irlanda, y sede corporativa en Boston (EE UU). Ha crecido mediante numerosas adquisiciones de empresas y productos. La última fue la de Baxalta, por la que pagó el pasado año 30.000 millones.

Normas