Campaña de invierno

¿En que comercios han empezado ya las rebajas?

Tradicionalmente empiezan el 7 de enero, después del día de Reyes

rebajas
Una mujer observa su teléfono móvil al salir de unos grandes almacenes de Valladolid. EFE

Aunque tradicionalmente las rebajas de invierno comienzan el 7 de enero, después del día de Reyes, un gran número de cadenas y comercios de moda han dado ya el pistoletazo de salida a los saldos. Cortefiel, H&M, Desigual, Bimba y Lola, Women'secret, Springfield, Mango, Pedro del Hierro, Asos, Trucco, Amichi, Topshop, Xfera, C&A, Hollister o Ikea son algunas de las firmas que ya han colgado el distintivo cartel rojo de los descuentos. También algunos comercios de barrio.

Se adelantan así unos días a las grandes distribuidores como El Corte Inglés y las marcas del grupo Inditex -Zara, Bershka, Stradivarius, Oysho, Üterque, Pull&Bear, Massimo Dutti y Zara Home-, que arrancarán el periodo de saldos este fin de semana.

Según los cálculos de Adecco, la campaña de rebajas de enero permitirá crear 93.420 empleos en España, lo que supondría un incremento del 6% respecto al mismo periodo del año pasado.

La Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución (Anged), la patronal de las grandes superficies, espera un “buen arranque” de las rebajas de invierno por la recuperación del consumo en los últimos meses y porque este año comienzan en fin de semana por primera vez desde 2012. Además, el domingo 8 es festivo de apertura comercial en todas las comunidades, excepto en el País Vasco. Según un informe del panel Shopper Trak, se prevé un incremento del 25 % en la afluencia de clientes a los centros y grandes ejes comerciales en el centro de las ciudades.

La Confederación Española de Comercio (CEC) espera que los pequeños y medianos establecimientos aumenten sus ventas un 3% en las rebajas de invierno, un incremento inferior al registrado el año pasado, que se situó entre el 4% y el 5%. El presidente de la CEC, Manuel García-Izquierdo, ha afirmado que con esta campaña “los comerciantes esperan reactivar el consumo tras un 2016 sumamente atípico”.

No obstante, la CEC ha criticado la liberalización de los periodos de rebajas aprobada por el Gobierno en 2012. García-Izquierdo ha pedido al Ejecutivo que establezca un periodo de rebajas “mejor definido en el calendario”, con el fin de garantizar una adecuada promoción de la campaña y para no “desorientar al consumidor”.

La patronal ha planteado la necesidad de acometer una reflexión ante el “gran número de comercios que han aplicado descuentos en plena campaña de Navidad”, lo que, en su opinión, “puede afectar al concepto original de rebajas”, una “herramienta que permite a los comerciantes vender su estocaje de temporada”.

La Asociación Empresarial del Comercio Textil y Complementos (Acotex) prevé vender un 5% más en las rebajas de invierno y espera corregir así un año “malo”, marcado por la incertidumbre política y la climatología adversa.

El presidente de Acotex, Eduardo Zamácola, ha declarado a EFE que la patronal textil confía en que estas rebajas estén en línea con la recuperación económica, aunque ha insistido en que el sector debe ser prudente para “no morir de éxito”. Zamácola espera que en la campaña de rebajas se repita el buen comportamiento registrado desde el Black Friday (“viernes negro“).

Acotex prevé mejores resultados en estas rebajas que en otras anteriores porque los comercios no han puesto a la venta todas las existencias durante el “viernes negro” y el mes de diciembre, y han reservado colecciones.

Al igual que Anged, la patronal textil espera un inicio de la campaña “muy bueno”, al caer el día 7 de enero en sábado y ser el domingo día de apertura comercial en todas las comunidades, excepto en el País Vasco.

La OCU aconseja hacer listas para evitar compras compulsivas

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ofrece una serie de consejos ante el periodo de rebajas, cuando recomienda hacer listas para evitar compras compulsivas y conservar el tique de compra, entre otras pautas.

En el decálogo que ofrece a los consumidores, la organización avisa de que los productos que se eligen deben haber formado parte de la oferta habitual del establecimiento, durante al menos un mes y, que su calidad no puede diferenciarse en nada de la que tenían antes de estar rebajados, al mismo tiempo que su precio original debe ir junto al rebajado, o bien indicar de forma clara el porcentaje de la rebaja.

Por otro lado, la OCU señala que en algunos establecimientos se fijan unas condiciones especiales para las compras en periodo de rebajas (aceptación del pago con tarjeta, las devoluciones, entre otras), pero indica que esas condiciones deben indicarse expresamente. En caso de duda, animan a preguntar al responsable del establecimiento.

Por ello, advierten de la importancia de guardar el tique o factura simplificada de las compras, pues es necesario para cualquier posible reclamación, cambio o devolución. De esta manera, el servicio postventa y la aplicación de la garantía son iguales, independientemente de que se compre el producto durante las rebajas o fuera de ese periodo.

Finalmente, si no se consigue una solución ante un problema con la compra deseada es recomendable pedir la hoja de reclamaciones (que todo establecimiento debe tener) y plasmar en ella la queja, al tiempo que aboga por elegir establecimientos adheridos al sistema arbitral de consumo, que ofrecen más garantías al comprador (pues en caso de desacuerdo se prestarán a resolver sus diferencias con el cliente de una manera rápida y gratuita).

Normas
Entra en El País para participar