Telecomunicaciones

Telefónica aprueba otro dividendo en Brasil y llega a 625 millones en 2016

La teleco mantiene una atractiva retribución al accionista

Eduardo Navarro de Carvalho, consejero delegado de Telefónica Brasil.
Eduardo Navarro de Carvalho, consejero delegado de Telefónica Brasil.

Brasil vuelve a dejarse notar en la caja de Telefónica. Así, el consejo de administración de su filial en el país ha propuesto a la junta de accionistas una nueva retribución a los inversores por un importe de 604 millones de reales (unos 174 millones de euros). Es la sexta retribución aprobada por la compañía desde que comenzó el año, correspondiente al ejercicio de 2016.

En total, Telefónica Brasil ha aprobado retribuciones para los accionistas a cuenta de 2016, bajo la vía del interés de capital propio (fórmula que usan las empresas brasileñas), por un importe de 2.175 millones de reales (unos 625 millones de euros). En este caso, el primer beneficiario de las retribuciones es la propia Telefónica, dada su participación superior al 73,7% en el capital de su división brasileña.

En cualquier caso, las retribuciones para los inversores de la operadora a cuenta de 2016 podrían no quedar ahí. De hecho, Telefónica Brasil aprueba habitualmente a principios de cada año el pago de dividendos a cuenta del ejercicio anterior. Así, a principios de este año aprobó un dividendo de 1.287 millones de reales con cargo a 2015.

La actividad de Telefónica Brasil se ha mantenido con gran intensidad. De hecho, la operadora hizo efectivo la pasada semana el pago de una retribución para los accionistas, aprobada durante el pasado año, por un total de 2.100 millones de reales (unos 604 millones de euros). En esta línea, Telefónica Brasil abonó en agosto 1.200 millones de reales.

Telefónica Brasil ha mantenido una política de retribución al accionista atractiva en los últimos años. En la presentación con inversores celebrada en marzo, la compañía indicó que entre 2011 y 2015 destinó a retribuir a los accionistas un total de 21.000 millones de reales, una cifra superior al 30% de la capitalización bursátil que la empresa tenía entonces.

La operadora destacó también que la retribución al accionista estaba por encima de la media de las operadoras de mercados maduros así como de competidores en Latinoamérica como Oi, TIM y América Móvil. Además, insistió en que mantendrá entre sus líneas estratégicas la retribución al accionista junto con una fuerte estructura de capital y el crecimiento del ebitda. La tendencia se ha mantenido. En el tercer trimestre, el ebitda recurrente de Telefónica Brasil aumentó un 8,1%, por encima del 7% alcanzado en los dos primeros trimestres del año.

Crecimiento de los ingresos

Telefónica Brasil ha mantenido el crecimiento en 2016 de la mano de GVT, adquirida en 2015. La teleco, dirigida ahora por Eduardo Navarro de Carvalho, registró un aumento de los ingresos por servicios del 2,2% en el tercer trimestre.

Normas