Industria

Una parte de la familia Lladró dará la batalla por controlar la compañía

Los inversores pretenden hacerse con una inversión mayoritaria, pero no con el 100%

Una tienda de Lladró.
Una tienda de Lladró.

Una parte de la familia Lladró, propietaria de más del 5% de la compañía, presentará una oferta por la adquisición de la división de figuras de porcelana. Estos pretenden hacerse con una participación mayoritaria (no del 100%) en la próxima Junta General de Accionistas, frente a la del fondo de capital riesgo PHI Industrial por la totalidad de la compañía. Ha incluído para ello un un cuarto punto en el orden del día de la próxima junta de accionistas, que se celebrará el 5 de enero, para la toma en consideración de la propuesta, según el BORME publicado este martes.

Todo apunta a que tras esta oferta se encuentra Mari Carmen Lladró, hija del mediano de los hermanos quien controla el 15% de la compañía. El entorno del hermano mayor, Juan Ladró (que retiene el 75% de las acciones) considera sin embargo que no cree que el planteamiento responda a una alternativa real, sino que será una reivindicación simbólica. La contraoferta solo podrá atraer al tercero de los hermanos en liza, Vicente Lladró, propietario del 15% restante.

Esta es la última batalla de la familia en una guerra por el control de la compañía. Durante 54 años, desde 1953 a 2007, la empresa perteneció a partes iguales a los tres cofundadores. La ruptura se produjo por las continuas disputas internas y ante la dificultad de alcanzar acuerdos en el negocio. Hace unos meses comenzó la operación de venta con la búsqueda de inversores externos con la ayuda de la consultora PwC debido a la situación de las cuentas y la oposición expresa de las dos ramas familiares que poseen la minoría de las acciones.

Normas