Distribución

La primera reubicación de una tienda Ikea en España mejora las visitas un 24%

La nueva tienda de Alcorcón recibe 290.000 clientes en su primer mes

Ikea
La nueva tienda Ikea en Alcorcón (Madrid).

La reubicación de la tienda de Ikea en Alcorcón (Madrid) la consolida como el centro de la multinacional más visitado en España. El nuevo establecimiento acogió en su primer mes 290.000 clientes, ha adelantado este martesla compañía a Cinco Días. El dato supuso un crecimiento del 24% con respecto al que registró la antigua tienda en el mismo periodo del año pasado.

Esta operación es la primera en la que Ikea cambia de lugar uno de sus establecimientos en España. En concreto, el pasado 22 de junio la compañía sueca inauguró un nuevo espacio de 39.400 metros cuadrados, el más grande en la Comunidad de Madrid, en el centro comercial de Parque Lucero. Gracias a una inversión de 100 millones de euros, la tienda sustituyó al primer establecimiento de la cadena en España, que se inauguró en 1996 al tiempo que el de Badalona, y se sitúa al otro lado de la autovía a Extremadura, la A-5.

La mayoría de los visitantes procedieron de la Comunidad de Madrid (un 89%), mientras que un 8% viven en Toledo (a unos 70 kilómetros del centro comercial) y el 3% restante povino de otras provincias españolas. En el desglose por productos, el más demandado es el vaso de vidrio Pokal (con 23.688 unidades) seguido de la bolsa Frakta (21.634 ventas) y la copa de vino Hederling (14.233 adquisiciones). Por facturación, el mueble preferido ha sido la estructura de cama diván Brimnes (56.615 euros), la silla giratoria Markus (55.490 euros) y el colchón de espuma Malfors (48.643 euros). En cuanto a los servicios de restauración, destaca la venta de 5.000 platos de albóndigas, 36.000 perritos calientes y 3.500 menús infantiles. Además, durante este primer mes de actividad, la nueva tienda también ha captado 4.500 nuevos socios Ikea Family.

  • Las ventas mundiales crecen un 7,9%

Por otro lado, Ikea anunció ayer en una nota prensa los resultados de sus ventas mundiales en el último año fiscal (que comprende desde 1 de septiembre de 2015 hasta el 31 de agosto de 2016). La multinacional sueca facturó 34.200 millones de euros. El dato supone un crecimiento del 7,9% con respecto al del mismo periodo del año anterior, que sin contar el impacto de los cambios de moneda se redujo a un 4,8%.

China es el principal responsable de este incremento de facturación, explica la compañía. Se trata del que más rápidamente ha crecido en 2016 junto con Australia, Canadá y Polonia. Sin embargo, Alemania continúa siendo el primer mecardo para Ikea, seguido del estadounidense. Los objetivos de expansión de cara a 2017 de la multinacional son abrir las primeras tiendas en India y Serbia, mientras que en este año fiscal inauguró 12 nuevos establecimientos –entre los que se encuentra la reubicación de Alcorcón– y 19 puntos de venta de mercancía.

“Este ha sido de nuevo un gran año para el Grupo IKEA, en el que hemos recibido 783 millones de visitas en nuestras tiendas. Queremos seguir ofreciendo a nuestros clientes productos de buena calidad y hogares inspiradores”, declaró ayer Peter Agnefjäll, presidente y director general del Grupo Ikea.

 

Normas