Política

PP y Ciudadanos alcanzan un acuerdo de investidura

 El jefe del Gobierno, Mariano Rajoy,iz., y el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, se estrechan la mano durante la reunión de sus respectivas delegaciones en la que van a certificar el acuerdo de investidura.l
El jefe del Gobierno, Mariano Rajoy,iz., y el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, se estrechan la mano durante la reunión de sus respectivas delegaciones en la que van a certificar el acuerdo de investidura.l EFE

Fumata blanca en el Congreso. El PP y Ciudadanos han logrado este domingo un acuerdo de investidura para que los 32 diputados liberales apoyen a Mariano Rajoy en el debate de investidura, cuyo inicio está previsto para el martes 30 por la tarde. Los de Albert Rivera unirán así sus votos afirmativos en la primera votación (miércoles 31) a los 137 de los conservadores - PP, UPN y Foro -. Los portavoces parlamentarios de ambas formaciones, Rafael Hernando y Juan Carlos Girauta, respectivamente, serán los encargados de firmar el acuerdo a las 13 horas, al igual que hicieron con el pacto anticorrupción.

Una semana después del inicio de las conversaciones entre ambas formaciones, Rajoy y Rivera han acudido esta mañana al Congreso junto a los equipos negociadores para ratificar el acuerdo. Las reuniones maratonianas, los ultimátums y las tensiones finalmente han dado como resultado un acuerdo que servirá para que el presidente del Gobierno en funciones se presente a la investidura con un apoyo de 169 diputados.

Coalición Canaria, con una única representante en la Cámara, todavía no ha decidido el sentido de su voto. Si logra su apoyo, Rajoy tendrá 170 síes, a seis votos de la mayoría absoluta necesaria para la reelección. El líder del PP se reunirá mañana con el socialista Pedro Sánchez en el Congreso, según confirman fuentes del PSOE.

La negociación entre PP y C’s terminó el sábado por la noche, cuando Rajoy y Rivera mantuvieron una reunión secreta, desvelada por la Cadena SER. Este encuentro logró cerrar los últimos flecos del acuerdo.

El documento que ratificarán este mediodía el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy y el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, lleva por titular “150 compromisos para mejorar España”, y se extiende a lo largo de 50 páginas. Ciudadanos ha arrancado al PP numerosas medidas sociales, entre ellas el complemento salarial a las familias con menos recursos o igualar los permisos de maternidad y paternidad y el aumento del gasto en Educación, Sanidad y Dependencia, además del compromiso de reclamar el dinero que se dejó de recaudar por la amnistía fiscal y que los de Rivera cifran en 2.800 millones de euros. Una cantidad que quieren destinar a políticas sociales.

Sin embargo, el partido naranja no han conseguido sacar adelante otras cuestiones como el planteamiento de un contrato único con indemnización creciente, en función del tiempo trabajado, ni tampoco la desaparición de las Diputaciones o del Senado.

En estos últimos puntos, el PP sólo ha admitido un acuerdo global de disminución de gastos en ambas instituciones -diputaciones provinciales y Cámara Alta-- así como la reducción a tres de los tipos de contrato, que pasarán a ser: fijo, temporal y de formación.

En cuanto al principio de la elección directa de alcaldes, ambos partidos han estado de acuerdo. Pero al no ser un pacto de gobierno, sino de investidura, se reservan defender cada uno en las Cámaras Legislativas la mejor manera de lograrlo. Ciudadanos ha planteado, en este asunto, que se pongan dos urnas, una para votar al candidato a la alcaldía y la otra, para elegir al resto de la corporación municipal.

El PNV insiste en su negativa a Rajoy

El lehendakari y candidato del PNV a la reelección, Iñigo Urkullu, ha dicho hoy que su partido no siente la presión que el PP le intenta trasladar para que facilite la investidura de Mariano Rajoy y ha recordado que “la responsabilidad de Estado la tiene el PP y en su caso el PSOE”.

Urkullu ha hecho estas declaraciones en Llodio (Álava), donde se ha referido al acuerdo de investidura que han alcanzado PP y Ciudadanos, que ha calificado de “preocupante” para Euskadi. La formación que lidera Albert Rivera “ha puesto la condición del Estado frente a las autonomías”, en contra de la reivindicación de respeto para la singularidad vasca que defiende el PNV, ha incidido.

Además ha emplazado al Partido Popular a darle “una razón” para que “el PNV tenga que facilitar la investidura” de Rajoy, ya que los votos de Ciudadanos y en su caso de Coalición Canaria no son suficientes. En este sentido, ha reprochado al PP que “ante una crisis del modelo de Estado territorial”, en lugar de abordarla, haya optado “por los números y la suma” con Ciudadanos, aceptando para ello “el veto” de éstos al PNV y al resto de partidos nacionalistas.

 

 

Normas