Omegle no es privado
Omegle

Si buscabas privacidad en Omegle, tus chats los puede leer cualquiera

En los últimos años han ganado protagonismo las 'apps de contactos' para teléfono inteligente tipo Tinder, como es evidente, pero antes de éstas había servicios similares como Omegle. Que no está planteado para ninguna temática o fin en concreto, pero habitualmente se ha utilizado para contactar con otras personas con la intención de conocerlas, o sencillamente pasar un rato divertido. Y lo singular de este servicio, además de que la 'asociación' de personas es aleatoria, es que se prometía cuidar al máximo la privacidad haciendo que las conversaciones sean privadas. Sin embargo, han descubierto que 'espiar' a cualquiera es realmente sencillo.

Omegle, uno de los servicios de contactos más populares de Internet, deja al descubierto las conversaciones de sus usuarios

Como muchos otros servicios similares, Omegle permite usar una cámara web para que el resto de personas te vean, pero además mantiene un sistema de conversación tipo chat que, según los detalles de su servicio, debería ser privado. El procedimiento de cualquier usuario es sencillo: accede a la web, conecta su cámara y busca de forma aleatoria cualquier otro contacto conectado de forma simultánea de entre los 40 millones de usuarios que lo utilizan mensualmente, en cifras aproximadas. Y comparte imagen por su webcam, además de conversar por chat de texto.

Si buscabas privacidad en Omegle, tus chats los puede leer cualquiera

El problema está en que, según han descubierto y demostrado expertos en seguridad informática, el servicio de chats anónimos más popular de todo Internet mantiene una muy baja seguridad. Tanto es así que, según explican, la entrega de 'tokens' para el acceso a las conversaciones privadas mantiene una arquitectura obsoleta, que con conocimientos básicos se puede saltar para acceder a la información que intercambian los usuarios del servicio en sus conversaciones.

Los detalles sobre la vulnerabilidad del servicio han sido expuestos en un repositorio en Internet y comunicados a los administradores de Omegle, pero por el momento no ha habido notificación alguna respecto a la solución de este tema. Por lo tanto, aunque es especialmente popular en los Estados Unidos, en España también mantiene miles de usuarios diarios que deberían ser conscientes de que sus conversaciones pueden ser revisadas por terceros.

Normas