Industria publicitaria

La publicidad intrusiva tiene los días contados con smArDS

Arnau Raventós, Francesc Tarrés y Raúl Quijada, creadores de smArDS.
Arnau Raventós, Francesc Tarrés y Raúl Quijada, creadores de smArDS.

Atendiendo a los datos de uno de los últimos estudios realizados por el IAB sobre la influencia de los adblockers en España, vemos que el 25% de la población en nuestro país los utiliza. Es decir, 5,6 millones de internautas entre 16 y 60 años tienen instalados adblockers en sus dispositivos para evitar así la irrupción de publicidad molesta mientras navega.

El problema es claro, la publicidad cada vez es más intrusiva para el usuario y además, no le aporta valor. ¿Estamos por tanto, ante el fin de la publicidad? En un entorno variable y totalmente digital, la mayoría de medios y de marcas están alarmados ante el incremento del uso de los adblockers. Es por ello por lo que muchas webs han decidido vetar el contenido a los usuarios que los utilizan o en su defecto, explicarles por qué es tan importante la publicidad para su subsistencia.

Sin embargo, no solo los medios y las marcas están tratando de solucionar el problema, también el sector publicitario está intentando llevar a cabo soluciones efectivas. En el caso de los contenidos audiovisuales, una de las posibles soluciones se centra en tratar de mejorar la experiencia del usuario con la publicidad y es en este momento, cuando entra en juego Ugiat_Technologies. Se trata de una spin-off de la Universidad Politécnica de Catalunya dentro del espacio Wayra, la aceleradora de Telefónica Open Future, que ha desarrollado un sistema capaz de encontrar el equilibrio entre todas las partes: anunciante, creador y espectador. La solución que plantean bajo el nombre de smArDS tiene por objetivo evitar la inserción de publicidad aleatoria y encontrar los puntos más idóneos para insertar publicidad.

La principal ventaja de smArDS es que automatiza todo el proceso, algo que si no se haría manualmente, gracias a la digitalización y al big data audiovisual. Esto último es un sistema inteligente que realiza una segmentación jerárquica que permite saber cómo está estructurado. De esta forma, se inserta la publicidad en los cambios de escena que están en momentos álgidos de la acción y que respetan tanto al contenido como al espectador.

Actualmente, smArDS funciona para todo tipo de contenidos: películas, telenoticas, series, acontecimientos deportivos o conciertos. Además, sus creadores ya tienen en mente cuál será el próximo paso: la personalización de los mensajes publicitarios. Estaremos atentos a su trabajo. 

 

Normas