Compra

Santander oferta por Williams & Glyn en Reino Unido

Santander presentar una oferta vinculante para hacerse con el negocio de Royal Bank of Scotland (RBS) que opera bajo la marca Williams & Glyn en Escocia.

Bandera con el logotipo de Banco Santander
Bandera con el logotipo de Banco Santander EFE

Santander ha decidido presentar una oferta vinculante para hacerse con el negocio de Royal Bank of Scotland (RBS) que opera bajo la marca Williams & Glyn en Escocia.

La pretensión de Santander es aumentar su cuota a largo plazo en Reino Unido –ahora su principal mercado–, ya que pese al brexit el banco ha decidido quedarse.

La medida adoptada por la entidad que preside Ana Botín podría poner fin a un proceso de siete años de RBS por deshacerse de esta firma especializada en pymes, una condición clave impuesta por la UE cuando RBS fue rescatado con ayudas públicas.

RBS ha culpado a la complejidad de desunir y crear una plataforma tecnológica independiente de los retrasos en la venta de Williams & Glyn, visto por algunos analistas como un hito en el camino de la entidad escocesa hacia su recuperación y retorno a la propiedad privada. Unos 6.000 empleados de RBS han estado trabajando en el proyecto de escisión de las 300 sucursales. El proceso ha sido descrito por el presidente ejecutivo de la entidad británica Ross McEwan como la más compleja reestructuración de la banca mundial. 

Santander ha declarado sobre esta operación que no comenta rumores de mercado. Los expertos aseguran que Santaner está dispuesto a ampliar su negocio en Reino Unido para compensar la debilidad de su actividad en España. 

Normas