Elecciones 26J: ¿Tiene arreglo la educación?

  • Elecciones
    1
  • Elecciones
    2Mal en los ránkings 

    España no sale bien parada en los resultados que miden los diferentes sistemas educativos de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). En el último informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes (PISA), el sistema educativo español, a pesar de que mejora ligeramente con respecto al anterior de 2009, está a la cola de los países de la Unión Europea, y se advierte que en las asignaturas de matemáticas, lectura y ciencias permanece anclada justo por debajo de la media de la OCDE, a pesar de que se ha incrementado desde 2003 un 35% el gasto en educación y se han realizado esfuerzos de reforma a nivel tanto nacional como regional.

  • Elecciones
    3Una reforma congelada 

    El desánimo viene avalado por los seis meses de inactividad, por la incapacidad de los grupos aspirantes a negociar, a pactar para lograr un acuerdo y gobernar, anteponiendo los intereses generales del país a los particulares. Aun así, y a pesar de que Albert Rivera ha insistido en los últimos días en que una de las prioridades de Ciudadanos, si llega a formar Gobierno, es alcanzar un acuerdo en esta materia, el ansiado pacto de Estado tardará en llegar.

    No obstante, si ponen voluntad y comienzan a acercar posturas en los temas educativos, nunca será tarde para comenzar. Porque, a pesar de las clasificaciones internacionales, según afirma el filósofo y pedagogo José Antonio Marina, autor, por encargo del ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, del Libro blanco sobre la función docente no universitaria, el sistema educativo español ha alcanzado algunos logros, como la escolarización universal hasta los 16 años, la ampliación de la educación infantil y la integración en un breve espacio de tiempo de los inmigrantes.

  • Elecciones
    4El profesorado, clave 

    Para Marina, la clave está en el profesorado, sobre todo en su formación, para el que propone siete años de carrera (cuatro años de grado, uno de máster y dos de prácticas remuneradas), una especie de MIR educativo parecido al que se aplica a los médicos, así como evaluaciones periódicas durante el ejercicio de su profesión con repercusión en el sueldo. Actualmente, para ser docente hay que cursar cuatro años de grado y un año de máster en el caso de secundaria. Asimismo, con el fin de paliar la tasa de abandono, plantea que aquellos maestros que estén mejor preparados impartan clase en los centros más conflictivos.

    El documento pretende ser la base del necesario pacto educativo, en el que todas las fuerzas políticas parecen estar de acuerdo. Cabe recordar que, en 2010, el ministro de Educación durante el último mandato socialista, Ángel Gabilondo, estuvo a punto de cerrar un acuerdo nacional en materia educativa que no pudo ser por la negativa del PP.

  • Elecciones
    5Esperando el pacto de Estado 

    ¿En qué consiste un pacto de Estado en educación y cómo puede ser aplicado y que tenga repercusión en el alumnado y en la sociedad? A algunas de estas preguntas responde Marina en su último libro, Despertad al diplodocus, donde señala que el consenso debe tener prioridad sobre ciertos temas, como el presupuesto, los objetivos, el marco básico de la organización escolar, el tratamiento del profesorado y sobre el currículo. Pero no tendrá repercusiones reales si no va acompañado de un pacto social y de una sólida gestión para implicar a diferentes grupos sociales. Insiste en que ni el Ministerio de Educación ni las consejerías podrán gestionar solos el cambio educativo. “No se trata de transformar una escuela mediocre en una escuela de alto rendimiento, sino de transformar todo el sistema educativo, promover una sociedad del aprendizaje que a su vez produzca una sociedad del conocimiento y que haga progresar la calidad de vida”, afirma el catedrático.

  • Elecciones
    6Acuerdo en 100 días 

    Por su parte, el profesor de Economía y Estrategia en la London School of Economics y responsable económico de Ciudadanos, Luis Garicano, opina que es urgente alcanzar un acuerdo nacional. Ya lo creía en diciembre, cuando se puso como plazo para lograrlo los 100 días siguientes a las elecciones.

    “Tiene que haber voluntad de hacerlo. Uno de cada cuatro alumnos abandona la escuela y uno de cada tres repite curso antes de los 15 años”. ¿Comenzará el siguiente curso escolar con el deseado pacto?