Tecnología

Gigas inaugura un centro de datos en Chile para impulsar su negocio exterior

Cerrará 2016 con ebitda negativo por las inversiones.
Cerrará 2016 con ebitda negativo por las inversiones.

Gigas, creada en 2011 por ex directivos de Ya.com, Fon y Terra y dedicada a ofrecer a las empresas servicios de alojamiento de servidores en la nube, celebra este lunes su primera junta de accionistas tras empezar a cotizar en el MAB el pasado mes de noviembre. “El balance de estos meses es positivo, pese a la poca liquidez que tenemos, algo que se debe al bajo free float [porcentaje que cotiza libremente]”, explica a CincoDías el consejero delegado de la compañía, Diego Cabezudo. Este explica que esto se produce por el compromiso de los accionistas iniciales de no vender acciones en el primer año y por los incentivos fiscales que obligan a los inversores privados a permanecer al menos dos años para disfrutar de ellos.

El directivo destaca un dato a favor de Gigas. Aunque la compañía debutó a 3,25 euros y el viernes cerró a 3,15 euros, desde mínimos recupera un 13%. Es cierto, admite el ejecutivo, que el precio de la acción de su compañía se mantiene casi igual al de salida, “pero creemos que hemos tenido una evolución positiva para cómo se están comportando los mercados. Esperábamos mejor evolución, pero el momento de salida era complicado y con los meses fue empeorando”.

El directivo defiende, no obstante, que esta situación no les preocupa en exceso, “porque es una apuesta a medio y largo plazo y porque con la salida a Bolsa no buscábamos dar liquidez a nadie sino obtener financiación para impulsar el proyecto. Y estamos seguros de que a medida que se vea nuestro crecimiento, la acción responderá y subirá”. Gigas, que salió al MAB con una valoración de 14 millones de euros, dio entrada en octubre a nuevos inversores en una ampliación de capital de cuatro millones, casi el 28% del capital, suscrita por inversores institucionales y particulares.

Más visibilidad

“Tenemos la financiación que queríamos para acometer el crecimiento que nos hemos propuesto en Latinoamérica. Y el hecho de cotizar nos está dando mucha más visibilidad y credibilidad con clientes y partners”, continúa Cabezudo, que detalla que la compañía ha estado volcada estos meses en crecer en Chile y Perú, donde han reforzado su estructura comercial. En este último país, han fichado al director comercial de IBM, “un peso pesado de la industria local”. Y en Chile, donde han fichado un director comercial proveniente de Level3, han sellado un acuerdo “muy importante” con Intesis, un integrador de sistemas que ofrece soluciones tecnológicas a grandes empresas y administraciones públicas y que cuenta en el país con un datacenter Tier III, donde Gigas ha instalado su plataforma. “Acabamos de inaugurar el centro de datos”, cuenta.

En Chile, van a seguir su modelo de negocio habitual (alquilar espacio en centros de datos de terceros para dar servicio), pero con la diferencia de que en este caso Intesis va a ofrecer también con su marca sus servicios de cloud hosting. “Es un acuerdo de licenciamiento y de distribución, que nos permitirá ampliar nuestra cartera de clientes y obtener ingresos adicionales. Por contrato y para los tres primeros años, tenemos garantizado con ellos más de un millón de euros”, detalla Cabezudo, que califica la alianza de “muy interesante”, pues “nos convierte en proveedor y cliente a la vez”, ya que Gigas puede seguir comercializando sus propios servicios en Chile, un país donde ya tienen más de 100 clientes (más de 3.500 globalmente).

“El acuerdo también es muy relevante porque en Chile nos estaba costando entrar en la gran empresa por no tener un datacenter local. Además, a diferencia de otros países de la región, a las empresas de este país les preocupa mucho dónde estála infraestructura, sus datos, por seguridad y privacidad. Con el acuerdo tenemos ahora muy buenas expectativas para ese mercado”, dice.

Gigas, que tiene ya oficinas en Colombia, Chile, Perú y Panamá, ha retrasado, sin embargo, su entrada en México. Sus planes era hacerlo en el segundo trimestre de 2016, pero lo harán en el tercer trimestre. “Sigue siendo una asignatura pendiente y clave para nosotros porque queremos ser la referencia en cloud hosting de Latinoamérica”.

Cerrará 2016 con ebitda negativo por las inversiones

Gigas cerró 2015 con una facturación bruta de 4,57 millones, un 49% más que el año anterior, y un importe neto de la cifra de negocio de 3,7 millones, un 51,8% más. En el ejercicio, la firma, que logró superar las previsiones anunciadas en su salida al MAB, alcanzó un ebitda positivo, de 383.000 euros, por primera vez, frente al ebitda negativo de 491.000 euros de 2014. El margen bruto también mejoró, del 65% en 2014 al 73,8% en 2015.

En el primer trimestre de 2016, Gigas facturó 1,34 millones, un 37,7% más que en el mismo periodo de 2015, y cerró con un ebitda positivo de 73.000 euros. La empresa, participada entre otros por los fondos Cabiedes & Partners, Bonsai Venture Capital y Caixa Capital, prevé cerrar el año con una facturación de 6,6 millones y ebitda negativo “debido a las importantes inversiones que estamos haciendo en oficinas y personal en Latinoamérica”.