Autopistas

Bip&Drive extiende el sistema de telepeaje a Francia

Los usuarios del dispositivo Vía-T podrán circular por España, Francia y Portugal

Entrada a un peaje.
Entrada a un peaje.

La empresa de telepeaje Bip&Drive se alía con la francesa Bip&Go para lanzar el primer dispositivo del mercado europeo válido para todas las autopistas de España, Francia y Portugal. Según ha dado a conocer esta mañana el director general de la empresa española, Marcelo Levit, los usuarios podrán disfrutar de este servicio a partir del próximo 14 de junio.

De esta forma, la startup española participada por Abertis, Caixabank, Cintra e Itínere, ha llegado a un acuerdo de colaboración con la compañía gala con el objetivo de facilitar la movilidad y “proporcionar mayor seguridad” a los clientes a través de los telepeajes tanto en la península como en Francia. “Es la primera vez que este sistema es válido en tres países”, señala Levit.

El gadget, que ya estaba presente en España y Portugal, se extiende así al país vecino y permitirá a los consumidores moverse libremente por las autopistas en estos tres países. “Hemos elaborado un proyecto que marca la diferencia a raíz de escuchar a nuestros clientes” remarca Levit.

En 2015 el tramo que une la Junquera con Montmeló se incrementó un 4%, según el último estudio del Observatorio de Tráfico Hispano- Francés y se estima que 115.000 vehículos cruzan la frontera entre España y Francia.

“Este proyecto va a marcar un antes y un después” aseguran desde la dirección de la empresa que cuenta con 500.000 dispositivos de VíaT y alcanza una cuota de mercado del 25% y que prevén incrementarla ligeramente a raíz de este pacto. Y es que esta inversión que ha alcanzado un coste superior al millón de euros pretende ser el inicio de la implantación de esta tecnología en el resto del continente europeo.

El dispositivo que está disponible únicamente para vehículos ligeros funciona gracias al uso de la tecnología de comunicación de corto alcance, DSRC, por sus siglas en inglés, capaz de identificar el dispositivo mediante ondas y permite realizar la transacción que corresponda en cada país de forma automática: Vía-T en España, Liber-t en Francia y Vía Verde en Portugal.