Distribución textil

Mango fulmina ganancias por el dólar y ajustes contables

Las ventas de la compañía catalana crecen un 15%, hasta los 2.327 millones

Los beneficios caen un 96%, hasta apenas cuatro millones

Entrada a una tienda de Mango.
Entrada a una tienda de Mango.

Mango cerró en 2015 un año de diferencias. Mientras las ventas de la empresa crecieron un 15%, hasta los 2.327 millones, sus beneficios se desplomaron un 96%, hasta los cuatro millones. El grupo catalán achaca esta caída al impacto de las divisas y el incremento de las amortizaciones por inversiones. En concreto estos dos hechos han impactado en 100 millones a la empresa.

El ebitda de la compañía ha tenido una caída bastante inferior que los beneficios, aunque también se ha frenado en doble dígito, en concreto un 24%, hasta los 170 millones.

La compañía ha remarcado en un comunicado sin embargo que la aceleración en la facturación ha "superado las expectativas iniciales", ya que se preveía un crecimiento del 13% y no del 15%. El grupo además celebra que las ventas en España hayan crecido un 20%.

El grupo catalán defiende que la mejora de las ventas se ha producido por el impacto de las megastores que se han convertido en el centro de su estrategia. En concreto, abrió 63 tiendas de gran tamaño, alcazando las 164.

Mango se encuentra inmersa en pleno cambio de estrategia comercial en el que internet está ganando peso frente a la tienda física. La compañía dejó de imprimir sus folletos recientemente y anunció una renovación de tiendas cada 15 días, siguiendo el modelo que había comenzado Zara años antes. La compañía también ha llevado a cabo una bajada de precios en parte de su catálogo para atraer al público más joven.

El distribuidor textil ha mejorado un 27% la facturación a través de internet, hasta los 234 millones. Este canal ya supone 1 de cada 10 euros ingresados por la compañía. El grupo ya vende en 83 países. Los últimos han sido Egipto y Sudáfrica.

Mango cuenta con 2.730 puntos de venta distribuidos en 109 países. A cierre de 2015, la compañía había incrementado su plantilla en 838 personas, siendo un tercio de ellas en España, hasta alcanzar una plantilla de 16.625 empleados.