Fiscalidad

Los españoles declaran tener 141.000 millones fuera

Los contribuyentes han reconocido tener el equivalente al 12,5% del PIB desde 2013

Los declarantes de bienes en el exterior defraudaron 1.100 millones

El director general de la Agencia Tributaria, Santiago Menéndez, ha presentado los resultados de la declaración de bienes en el extranjero, que refleja que los españoles han informado por primera vez este año de rentas superiores a 13.700 millones. Desde que entró en vigor esta medida en el ejercicio 2013, los contribuyentes han declarado a través del modelo 720 tener en el extranjero casi 141.000 millones, una cifra que representa el 12,6% del PIB.

La declaración de bienes en el exterior obliga a los españoles con bienes o derechos (depósitos, cuentas, acciones o inmuebles, entre otros) que superan los 50.000 euros a informar de ello ante la Agencia Tributaria. Si bien se trata de una mera declaración informativa, el régimen sancionador es muy duro. De hecho, la liquidación y sanción puede superar el valor de los bienes en el exterior. Además, los contribuyentes que no han presentado el modelo 720 teniendo la obligación de hacerlo no se pueden amparar en la prescripción. La elevada sanción y la imprescriptibilidad son dos factores que han llevado a la Comisión Europea a iniciar un procedimiento de infracción a España por este motivo.

Menéndez evitó pronunciarse sobre este proceso y defendió que el modelo 720 solo debe preocupar a los defraudadores y evasores fiscales. Recordó que, si no existiera esta legislación, los contribuyentes descubiertos en los papeles de Panamá estarían blindados en su mayoría por la prescripción y no deberían asumir prácticamente consecuencias. Aseguró que la obligación de declarar bienes en el exterior ha permitido “ensanchar las bases imponibles”, elevar la recaudación en el IRPF y el impuesto sobre el patrimonio y ha generado un volumen de información inédito hasta ahora.

El director de la Agencia Tributaria informó que ha realizado más de 8.800 actuaciones inspectoras sobre contribuyentes que presentaron el modelo 720. Una medida que ha permitido descubrir una deuda tributaria de 1.100 millones de euros, de los que 840 millones ya están liquidados. Hacienda también inició en 2014 un análisis a 7.000 contribuyentes que debían haber presentado el modelo 720 y no lo hicieron. Este plan ha generado más de 1.100 actuaciones, de las cuales en 436 casos se han emitido ya actas o expedientes sancionadores. Menéndez señaló que la Agencia Tributaria es como el Atlético de Madrid: “constante”

De los 13.700 millones declarado por primera vez, 2.600 millones corresponden a cuentas bancarias y de crédito, otros 1.000 millones proceden de inmuebles y más de 10.100 millones son fondos, acciones y seguros. Hacienda todavía no ha actualizado el listado de los países en los que se encuentran los bienes declarados. Los últimos datos corresponden a la primera declaración realizada en 2013 y reflejan que el 32% de los bienes declarados en el exterior se encontraban en Suiza y Luxemburgo, dos países conocidos por su opacidad. En tercer lugar, se situó Holanda, un Estado que ofrece también un régimen fiscal especialmente beneficioso para las entidades holding.

Se desconoce qué parte de los bienes incluidos en el modelo 720 permanecían ocultos a Hacienda. Resulta equívoco decir que los 140.900 millones de euros declarados en bienes en el extranjero corresponden a rentas afloradas. Buena parte del patrimonio en el extranjero estaba en regla y era conocido por las autoridades. Aun así, la Agencia Tributaria indica que la base imponible de los declarantes de bienes en el exterior en el IRPF de 2014 era un 9,4% superior a la de 2010. En el mismo período, la base imponible del conjunto de contribuyentes descendió un 4,5%. Para Hacienda, estos datos reflejan que la declaración de bienes en el exterior ha permitido que tributaran bienes que hasta ahora no se declaraban en el IRPF.

Casos reales presentados por la Agencia Tributaria

    • CUENTAS EN SUIZA
      Un contribuyente declara tener dos cuentas en Suiza en el modelo 720 del año 2013. Hacienda analiza la información y observa que ya tenía la obligación de haber declarado en el año 2012, cuando el saldo de esas mismas cuentas ascendía 260.000 euros. El contribuyente no es capaz de demostrar que ese dinero corresponde a una renta declarada y, por lo tanto, se le imputan 260.000 euros como una ganancia patrimonial no justificada. Ello implica una cuota a pagar de 140.000 euros. A esta cifra debe añadirse la sanción y los intereses.
    • ENTRAMADO SOCIETARIO
      En una investigación, Hacienda descubre que un contribuyente condenado con anterioridad por delito fiscal mantiene un entramado de sociedades en el exterior. Además, el sospechoso simula vivir en el extranjero cuando en realidad es residente español. Al no haber presentado el modelo 720, Hacienda le imputa una ganancia patrimonial no justificada estimada en seis millones de euros. Se liquidan 3,5 millones de euros de cuota e intereses, a falta de concretar la sanción que puede alcanzar al 150%.
    • DECLARACIÓN FUERA DE PLAZO
      Declarar fuera de plazo también tiene consecuencias. Un contribuyente presentó el modelo 720 de 2012 con ocho meses de retraso e informó de un fondo de inversión en entidades extranjeras por un importe superior a los 250.000 euros. La inspección solicitó al contribuyente que demostrara el origen lícito del dinero. Al no obtener una respuesta satisfactoria, imputó una ganancia patrimonial no justificada de 135.000 euros que dio origen a una cuota a pagar de 64.000 euros. La sanción podría llegar a los 96.000 euros.