Infraestructuras

ACS amplía su cartera de obra con la mayor petrolera de Emiratos Árabes

La filial Intecsa se adjudica una planta de tratamiento de residuos por 235 millones

Florentino Pérez, presidente de ACS.
Florentino Pérez, presidente de ACS.

El grupo ACS ha ampliado su relación con una de las cinco grandes productoras de petróleo y gas del mundo, la Abu Dhabi National Oil Company (Adnoc). Intecsa, la ingeniería de proyectos industriales del conglomerado español, se ha impuesto en el concurso para el diseño, suministro de equipos, construcción y puesta en marcha de una planta de gestión y tratamiento de residuos industriales.

Estos proceden de distintas instalaciones de proceso de petróleo de Adnoc en el emirato de Abu Dhabi. El complejo se levantará en el campo de Ruwais, unos 250 kilómetros al oeste de la ciudad de Abu Dhabi.

El presupuesto de la planta alcanza los 235 millones de euros y para los primeros días del mes de junio está prevista una reunión entre cliente y contratista para dar inicio a un contrato que incluye 39 meses de actividad para Intecsa.

El nuevo proyecto ha sido promovido por la Abu Dhabi Oil Refining Company (Takreer), filial de Adnoc dedicada al refino del crudo, así como del cloro y otros productos químicos relacionados con la extracción, y confirma a Intecsa como uno de los principales proveedores de infraestructuras auxiliares para el sector del petróleo y gas en Oriente Medio.

Intecsa Industrial, surgida a finales del año pasado de la integración de Intecsa e Initec, trabaja ya para Adnoc en la construcción de un centro de almacenamiento de materiales contaminados radiactivamente, también en el complejo de Ruwais, adjudicado a finales de 2013 por 84 millones de euros. Y acaba de entregar otras dos instalaciones, con un valor de 70 millones, en las refinerías de la ciudad de Abu Dhabi y en la propia Ruwais.

El grupo que preside Florentino Pérez decidió fusionar sus firmas especializadas en petroquímica y proyectos de generación eléctrica, Intecsa e Initec, precisamente para ganar volumen y competir por este tipo de contratos en el sector energético con las mayores ingenierías del mundo. Repsol, Cepsa, Pemex o Saudi Aramco, además de Adnoc, se encuentran entre sus clientes.