El banco luso tiene de margen hasta el 10 de abril

CaixaBank, sin acuerdo con Dos Santos en BPI

CaixaBank, sin acuerdo con Dos Santos en BPI

CaixaBank ha comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que “no se han conseguido reunir las condiciones necesarias para alcanzar un acuerdo con Santoro Finance” para resolver el exceso de concentración de riesgos derivado de su participación de control en el Banco de Fomento de Angola, como exige Europa.

El banco portugués BPI dispone hasta el 10 de abril para resolver, a petición de las autoridades comunitarias europeas, la presencia excesiva de activos angoleños en su capital. Una de las fórmulas utilizada era la venta de la participación en la entidad portuguesa del paquete accionarial controlado por Isabel Dos Santos, a través de la sociedad Santoro Finance, que acapara el 18,5% de BPI, aunque dispone de derechos políticos por el 20% del capital de la entidad portuguesa. 

CaixaBank, que tiene el 44,1% en la entidad portuguesa, aunque con una limitación de derechos de voto del 20% igualmente, da por finalizado su intento de adquirir el paquete de Dos Santos y deja en manos de los gestores de BPI la búsqueda de una solución para resolver el contencioso que sobre su estructura de capital tiene con la autoridad europea.

La entidad presidida por Isidro Fainé asegura en la nota enviada a la CNMV que seguirá colaborando y apoyando a BPI “para encontrar una solución a la situación de exceso de concentración de riesgos derivada de su participación de control en BFA”.

La prensa lusa especulaba en las últimas semanas con un posible acuerdo por el que CaixaBank compraría la participación de Dos Santos en BPI y el banco portugués vendería a la empresaria su participación en la entidad financiera angoleña.

Con esta operación, CaixaBank lograría su objetivo de controlar BPI, y a la vez BPI se desvincularía del banco angoleño --por el que el Banco Central Europeo (BCE) le obliga a realizar una ampliación de capital millonaria-- sin enemistarse con el país africano.

La Comisión del Mercado de Valores Mobiliarios (CMVM) de Portugal levantó el miércoles la negociación de las acciones del banco BPI tras haberla suspendido el martes a la espera de “información relevante”, que los mercados interpretaron como un posible acuerdo entre CaixaBank y Santoro Finance, que habían reconocido la existencia de negociaciones.

Las acciones de BPI cerraron la sesión del lunes con un alza del 2,87%, tras haber llegado a cotizar en su nivel más alto desde junio de 2015.

La semana pasada, Caixabank informó a la CNMV de la existencia de contactos para encontrar una solución sobre el futuro de BPI que pudiera ser “aceptable para todas las partes interesadas”, aunque todavía no se había llegado a un acuerdo.