El Mobile supera los 100.000 visitantes y volverá a Barcelona en 2017

John Hoffmann.
John Hoffmann.

El Mobile World Congress (MWC) ha batido su propio récord y en la edición que cierra este jueves ha superado los 100.000 visitantes con un nuevo récord de 101.000 personas que han acudido al recinto Gran Via y Montjuïc de Fira de Barcelona, ha informado GSMA, la asociación que agrupa la industria móvil mundial y que impulsa el evento. El incremento de visitantes ha sido del 6%, apunta un comunicado que omite mencionar la huelga de metro convocada el lunes y el miércoles y que ha perjudicado la movilidad de la ciudad.

El consejero delegado de GSMA, John Hoffman, ha agradecido el "apoyo continuo" de las administraciones locales, la Generalitat y el Gobierno central, así como de Turismo de Barcelona, Fira de Barcelona y la Fundación Mobile World Capital Barcelona. Los problemas ocasionados por la huelga molestaron a Hoffman hasta el punto de que el lunes pasado se ausentó de la comitiva de las autoridades que inauguraron el salón. "Estoy decepcionado", dijo.

"Queremos agradecer a los visitantes expositores, patrocinadores y socios por ayudarnos a hacer que la edición 2016 del MWC haya sido la mejor y más grande de la historia del evento. Así mismo, queremos expresar nuestra gratitud al Ministerio de Industria, a la Generalitat de Cataluña, a la ciudad de Barcelona, a la ciudad de l'Hospitalet, a Turisme de Barcelona, Fira de Barcelona y la Fundación Mobile World Capital y a todos nuestros socios de Barcelona por su apoyo continuo", señala el ejecutivo de la GSMA.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que ayer garantizó la continuidad del evento pese a la oferta de Madrid, ha felicitado en una entrada en Twitter a la organización: "Felicidades a la GSMA y a toda la ciudad para la mejor edición y la mayor del #MWC16".

El comunicado no hace referencias a las huelgas de transporte público que se han sucedido durante los cuatro días de salón, y ha anunciado que el MWC volverá a Fira Gran Via del 27 de febrero al 2 de marzo de 2017, indicando que este congreso es "el pilar" de la Mobile World Capital, acogida por Barcelona hasta 2023.

El comunicado aporta datos como que los más de 100.000 asistentes han llegado de 204 países y que el 55% son directivos. Un total de 5.000 de ellos son consejeros delegados de sus firmas en un salón que ha congregado a 2.200 expositores. Sobre el impacto económico, un análisis preliminar de la organización afirma que ha sido de 460 millones de euros y que ha creado 13.000 empleos temporales.