Desde hoy y hasta el domingo

La Copa del Rey de balonesto deja pequeña La Coruña

La ciudad recibe a 6.000 aficionados para vivir el torneo, que comienza hoy. La última edición del torneo tuvo un impacto de 24 millones en Gran Canaria.

El jugador mexicano del Real Madrid Gustavo Ayón anota una canasta.
El jugador mexicano del Real Madrid Gustavo Ayón anota una canasta.

La NBA, la liga norteamericana de baloncesto, celebraba el fin de semana pasado su All Star. Las principales estrellas se trasladaron a Toronto (Canadá) para protagonizar tres jornadas de concursos y partidos. El baloncesto español, en su contexto, también tiene su fin de semana de referencia para los apasionados del deporte de la canasta, con una sede que recibe a ocho equipos, y sus respectivas aficiones, bajo un mismo pabellón. Es la Copa del Rey.

Ningún otro deporte en España concentra en cuatro días a los mejores equipos de su especialidad, con la afluencia de espectadores, llegados de todo el país, que registra este torneo. Este año, la ciudad organizadora es La Coruña, y la sede, el pabellón multiusos Coliseum, que ha sido adaptado y remozado para alcanzar una capacidad de 10.000 espectadores.

Un aforo que estará completo durante las cuatro jornadas de partidos. Los 5.000 abonos puestos a la venta por la organización se agotaron en seis días, mientras que en la edición anterior, celebrada en Gran Canaria, no se acabaron hasta pasado un mes de su puesta a la venta. Pero, además de la respuesta del público local, que verá a otro  equipo gallego, el Obradoiro, participando en el torneo, La Coruña se beneficiará de la llegada de 6.000 aficionados de los otros siete equipos que disputan la competición: Real Madrid, FC Barcelona, Valencia Basket, Herbalife Gran Canaria, Laboral Kutxa Baskonia y Montakit Fuenlabrada. La organización ha coordinado 3.000 pernoctaciones, a las que hay que sumar las de los aficionados que organicen por su cuenta los desplazamientos. Además, se ha instalado una fan zone de 10.800 m2 en ExpoCoruña, con una pantalla gigante de 52 m2.

  • Impacto millonario

La cifra

24 millones de euros fue el impacto económico que generó la Copa del Rey de baloncesto en Gran Canaria en 2015.

Esta invasión que los aficionados al baloncesto llevarán a cabo se traducirá en un impacto económico millonario para la ciudad. Y es que en las dos últimas ediciones, celebradas en 2014 en Málaga y en Gran Canaria en 2015, se generaron 22 y 24 millones de euros.

Según el análisis de Aegis Media, los ingresos directos originados al 100% por el propio torneo alcanzaron los 12,3 millones el año pasado, sumando los gastos de patrocinadores, proveedores, asistentes, medios acreditados y personal de la organización. A eso se le suma un impacto en medios de la sede, en ese caso, Gran Canaria, de 4,4 millones de euros, y unos ingresos estimados para las arcas públicas de 3,3 millones, entre otros conceptos. La insularidad hizo que el gasto medio de los aficionados desplazados se elevara a 1.300 euros, sumados vuelos, gasto en alojamiento, comidas y otro tipo de compras.

Desde el punto de vista deportivo, las apuestas anticipan una nueva final entre Real Madrid y Barcelona. Sin embargo, y según el rendimiento ofrecido hasta ahora en la Liga ACB, el Valencia Basket, líder con solo una derrota en 20 partidos, y el Laboral Kutxa Baskonia se presentan como la principal competencia para los dos clásicos.