La inmobiliaria logra una quita del 9% de los 804 millones de pasivo

Slim se anota un primer tanto en la nueva Realia

El acuerdo divide el pago en cuatro plazos y el último de ellos será en mayo

El viernes ya hizo el primer desembolso, de 365 millones

Slim se anota un primer tanto en la nueva Realia

Carlos Slim logra salvar la primera de las amenazas sobre Realia, al refinanciar la mayor parte de la deuda que como espada de Damocles pendía sobre la inmobiliaria. La compañía, controlada por el magnate mexicano, comunicó ayer a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que ha llegado a un acuerdo para refinanciar gran parte del pasivo.

La inmobiliaria ha acordado la refinanciación de 804,64 millones de euros de deuda que mantenía con tres fondos y que constituye el 75% del pasivo total de la compañía, que actualmente asciende a 1.069 millones, según informó la empresa. Gracias a este pacto, la compañía logra una quita del 9%, lo que sitúa el importe en 732,2 millones.

REALIA BUSINESS 0,90 -3,23%

Realia ha alcanzado este acuerdo de refinanciación con los fondos Goldman Sachs, Fortress (a través de CF Aneto) y Puffin Real Estate (división de King Street), titulares del pasivo reestructurado y, por tanto, principales acreedores de la compañía.

Además, la compañía ha conseguido renegociar un nuevo calendario de pagos, dividido en cuatro plazos, en el que se adelanta un mes el último desembolso, para finales de mayo de 2016, ya que previamente estaba fijada para junio.

Este viernes la inmobiliaria ya ha abonado este viernes el primer importe, el mayor de todos ellos, por valor de 365 millones. La compañía ha utilizado los recursos propios para pagar esa parte, proveniente de los fondos conseguidos tras la venta de la francesa Siic por 559 millones, según fuentes de la empresa.

72,2 millones de euros en ingresos en el tercer trimestre del año.

Nuevo calendario de pagos

Los tres siguientes vencimientos han quedado fijados para la primera mitad del próximo año, en concreto para el 29 de enero, el 29 de febrero y el 30 de mayo, respectivamente, según notificó la empresa a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Para hacer frente al siguiente pago, Realia prepara el lanzamiento de una ampliación de capital, que además ha acordado incrementar, de forma que supondrá un importe total de 89 millones, desde los 87 millones inicialmente previstos. Slim mantiene su compromiso de acudir a la operación en función de su participación en la compañía, de forma que inyectará 22 millones.

Por los restantes desembolsos, la compañía prevé buscar financiación bancaria o bien realizar nuevas ampliaciones de capital para levantar fondos, según indica en el folleto explicativo de la ampliación de capital ya lanzada, registrado en la CNMV.

Con este acuerdo de refinanciación de la deuda, Slim cumple con el objetivo de sanear la inmobiliaria. El millonario controla la sociedad –fundada en el año 2000 con los activos de Bankia y FCC–, a través de Carso. Obtuvo el poder tras comprar a comienzos de año la participación del 24,9% de la entidad financiera. Al mantener un volumen de acciones directo por debajo del 30%, evita la obligación de realizar una opa sobre el total de la empresa. Además, maneja indirectamente el 36,88% del capital a través de su participación mayoritaria en FCC.

Realia es una de las primeras firmas patrimonialistas del país, dado que cuenta con una cartera de 419.000 metros cuadrados de superficie en alquiler, valorado en unos 1.400 millones de euros, en el que sobresale una de las Torres Kio de Madrid, aunque ha contado con pérdidas en varios años y los ingresos del último trimestre solo ascendieron a 72 millones. Por eso, los analistas están esperando un plan estretégico de Slim para la empresa.

Nueva dirección

En octubre ya puso a ejecutivos de su confianza al frente de la compañía. Eligió a Gerardo Kuri Kauffman, de inmobiliaria Carso, como consejero delegado Realia, un puesto que a su vez ocupa en Cementos Portland. Este directivo, de momento, maneja la sociedad desde aquel país y no se ha trasladado a Madrid. Slim también seleccionó también al veterano ingeniero mexicano Juan Rodríguez Torres como presidente no ejecutivo.

El nuevo presidente y el consejero delegado son hombres de la absoluta confianza del magnate, elegidos junto a Carlos Jarque (presidente de FCC) para pilotar su desembarco en la constructora, Realia y Cementos Portland.

Normas