Baraja el traspaso de 11 aviones de Air Europa y sus tripulaciones

Globalia prepara el lanzamiento de la ‘low cost’ Air Europa Express

El grupo utilizará como base la recién adquirida Aeronova

El proyecto ha empezado a generar inquietud tras ser trasladado a los sindicatos

Juan José Hidalgo, presidente de Globalia y Air Europa.  Pablo Monge
Juan José Hidalgo, presidente de Globalia y Air Europa. / Pablo Monge

Noticia bomba en Air Europa. El propietario del holding Globalia, Juan José Hidalgo, planea crear una aerolínea low cost cuyo arranque de operaciones está fijado en marzo. Se trata de competir con Iberia palmo a palmo, con el objetivo de captar clientes para los vuelos de larga distancia de Air Europa. Desde la empresa se eludió ayer dar detalle alguno al respecto

Pero llegar al nivel de Iberia, con la actual implantación de Iberia Express, el apoyo de Air Nostrum para vuelos regionales y la cercanía de Vueling como integrante de IAG, es prácticamente imposible sin atravesar conflictos laborales, fuertes inversiones e incluso soportar pérdidas por la complejidad y fuerte competencia en el bajo coste. Como ha sucedido en otras ocasiones, como la apertura de rutas hacia Asia, Globalia vuelve a pisar terrenos no exentos de riesgo.

El plan ha empezado a trasladarse a los sindicatos por boca de Álvaro Middelmann, asesor personal del empresario salmantino, y fuentes de toda solvencia aseguran que ya ha generado fuerte preocupación entre la plantilla.

La intención de Globalia es que la nueva Air Europa Express parta de la recién adquirida Aeronova. Esta es una pequeña firma fundada en Manises (Valencia) en 1996 y actualmente con base de operaciones en el aeropuerto burgalés de Villafría. Hasta ahora era propiedad del grupo Suñer (propietario de la compañía heladera Avidesa) y contaba en su accionariado con GM Kapital (35%). Su tarea principal es la del transporte de pasaje y carga.

La facturación de Aeronova el pasado ejercicio apenas alcanzó los 7 millones y sus números rojos se acercaron a los 400.000 euros. Entre sus servicios figuran el de aerotaxi, transporte sanitario, mercancías peligrosas y la operación de vuelos chárter en Europa y Norte de África. Su flota está compuesta por seis aviones: dos ATR 42-300 para pasajeros y cuatro Metro III Heavy para carga. Tras distintas ampliaciones de capital y refinanciaciones, Aeronova ha terminado en manos de Globalia.

  • Antecedente

Air Europa Express no es una marca nueva. Globalia ya operó vuelos regionales bajo el mismo nombre, hasta que cerró la filial en 2001. Ahora planea relanzarla como competidora de la creciente Iberia Express.

Los primeros detalles que han trascendido hablan de una empresa independiente dentro del grupo Globalia, no de una filial de Air Europa. Por lo tanto, tendría sus propias condiciones laborales. Sin embargo, la empresa precisaría el traspaso de los 11 aviones Embraer E195 de Air Europa y, con ellos, de las tripulaciones. Por el momento, este personal cambiaría de empresa hasta Express pudiera formar a su propio personal, lo que requiere la suelta de comandantes.

Al margen de las dudas sembradas por la posible cesión de flota (Air Europa también tiene 14 Airbus 330 y 20 Boeing 737) y plantilla, la noticia llega cuando las posiciones de Air Europa y sus sindicatos están en las antípodas en lo que se refiere a nuevos convenios o a la aplicación de los ajustes de empleo.

El Sepla de los pilotos, por ejemplo, ha ganado en la Audiencia Nacional su recurso contra el ERE ejecutado hace tres años y medio, y espera que el Supremo ratifique próximamente la opinión contraria al ajuste. Los tripulantes de cabina de pasajeros, por su parte, vienen de fuertes tensiones por la exigencia de la compañía de exclusividad por parte de los trabajadores a tiempo parcial, finalmente suavizada.

Air Europa, enfocada como Iberia al largo radio hacia América Latina, está a la espera de recibir a a partir de 2016 nuevas unidades del nuevo Boeing 787. El argumento para lanzar una aerolínea de bajo coste es que el resto de competidores ha hecho lo propio, rebajando sus costes operativos, así como la citada necesidad de meter pasajeros en los aviones que parten hacia América.

Normas