Exige del G20 medidas para impulsar la economía

El presidente del BBVA pide que la regulación bancaria se enfoque en el crecimiento

Francisco González, presidente de BBVA, en el encuentro de Turquía.
Francisco González, presidente de BBVA, en el encuentro de Turquía.
Antalya (Turquía)

El presidente de BBVA, Francisco González, ha instado hoy a los líderes del G20, reunidos en Turquía, a encarar las medidas necesarias para impulsar la economía global, y ha pedido que la regulación del sector bancario ponga el foco en el crecimiento y no solo en la estabilidad financiera.

Francisco González ha participado en la reunión conjunta del B20 con líderes del G20, en Antalya, al sur de Turquía, un foro en el que ha asegurado que el principal reto es encarar las medidas necesarias para impulsar el crecimiento económico mundial.

“Lo importante es que se tomen las decisiones y que se implementen”, según ha destacado el máximo responsable del segundo banco español en declaraciones a Efe en Antalya.

Durante su intervención, el presidente de BBVA ha trasladado a los líderes del mundo varias recomendaciones que ha elaborado un grupo de trabajo, que ha presidido el propio González.

La primera de estas recomendaciones es impulsar el crecimiento económico mundial, que según las propias previsiones del banco, crecerá en 2015 a su ritmo más bajo desde 2009.

Además, el presidente de BBVA, que ha propuesto impulsar el desarrollo tecnológico digital porque potencia el crecimiento, ha recomendado dotar a las pequeñas y medianas empresas de mejores mecanismos de acceso a la financiación.

Para el presidente de BBVA es necesario “mejorar las condiciones de financiación de las pequeñas y medianas empresas” y “abrir más fuentes de financiación, aprovechando la economía digital”.

Por otra parte, Francisco González ha destacado que la regulación del sector financiero, cuya reforma se lleva a cabo desde hace varios años, debe ser “realista” y “calibrada”.

González ha pedido de hecho que se “termine ya” ese proceso, iniciado por el G20 con motivo de la gran crisis financiera del año 2008. El objetivo debe ser “no crear consecuencias no deseadas que puedan afectar el crecimiento (económico)”, ha asegurado Francisco González.

“Este tipo de regulaciones, con la exigencia de más capital y liquidez son buenas para la estabilidad financiera, pero hay que encontrar un equilibrio entre eso y el crecimiento”, ha explicado.

En cuanto a los requerimientos de capital para la absorción de pérdidas, el responsable máximo de BBVA ha asegurado que su entidad “no es proclive” a causar problemas sistémicos, ya que su modelo de negocio “es muy sencillo, no complejo”. Tras ser excluido este mes de la lista de los 30 mayores bancos sistémicos del mundo, BBVA deberá cumplir ahora requerimientos regulatorios similares, aunque a nivel europeo.

Por eso, ha insistido González, “en cuanto al capital, los niveles de capital serán más o menos los mismos”. El directivo cree que “no hay un cambio significativo desde el punto de vista del capital”, ha asegurado el presidente de BBVA, una entidad que cuenta con 140.000 empleados en una treintena de países.

González ha hecho referencia también a España, cuya fortaleza económica es reconocida por todos, a pesar de las incertidumbres que generan algunas situaciones políticas muy concretas, tal y como ha dicho. España, ha afirmado, está en una posición inmejorable para seguir siendo uno de los motores de Europa, y en este sentido, ha considerado necesario que el gobierno que surja de las próximas elecciones del próximo 20 de diciembre sea estable y apueste por las reformas que aseguren un modelo de crecimiento sostenible.

Normas
Entra en El País para participar