También se suman al fondo Marc Ros y Carlos Blanco

Risto Mejide y Daniel Lacalle entran en Idodi Venture

El publicista Risto Mejide se suma al proyecto Idodi Venture.
El publicista Risto Mejide se suma al proyecto Idodi Venture.

El ecosistema emprendedor español sigue tomando cuerpo. El fondo Idodi Venture Capital, promovido por el inversor y emprendedor tecnológico Marc Vidal y el abogado especialista en fondos de inversión tecnológicos Carlos Guerrero, ha incorporado nuevos y reconocidos socios: Risto Mejide y Marc Ros, publicistas e inversores especializados en gestión de marca y comunicación corporativa; el economista y gestor de fondos de inversión Daniel Lacalle, y el inversor privado Carlos Blanco, con gran experiencia en startups de base tecnológica.

“Esta suma de experiencias convertirán nuestro fondo en uno de referencia en los próximos meses. Meses en los que vamos a seguir invirtiendo en startups que estén en el punto exacto de tener un producto viable, que su roadmap pase por el mercado anglosajón y norteamericano y cuyo modelo de negocio sea integral en las nuevas tecnologías inminentes”, aseguró el presidente del fondo, Marc Vidal.

Idodi Venture Capital también hizo públicas ayer sus tres primeras inversiones. Let Me Space, un marketplace que da solución al problema de espacio en las viviendas y que arranca su carrera internacional con una oficina en Dublin y con EE UU como próximo destino. Kompyte, que gracias a técnicas de big data permite monitorizar las acciones que hace la competencia de cualquier tipo de empresa, y que en breve se ubicará en Nueva York para atacar el mercado norteamericano. Y ThePayPro, una empresa del sector fintech nacida en Barcelona, que ya está ubicada y establecida en Londres.

El fondo, que se creó a finales de 2014 y tiene sede en Barcelona y Dublín, ha desembolsado en estas operaciones más de 100.000 euros que se sumarán a los 300.000 previstos en los próximos meses. El objetivo de Idodi Venture Capital es alcanzar el millón de euros comprometidos durante el próximo año. Para ello prevé hacer entre 10 y 12 inversiones durante 2015 y 2016 en startups de base tecnológica, que puedan establecerse o usar Irlanda a fin de familiarizarse con el modelo que buscan los grandes fondos americanos que se suelen fijar prioritariamente en ese mercado. Durante el periodo que las startups se ubiquen en Irlanda dotarán a estas de soporte legal, de gestión, formación que incluye inmersión en lengua inglesa de tipo tecnológico y de desarrollo estratégico, para lograr el objetivo deseado.

Normas