Los accionistas cobrarán en 2015 14 céntimos por título, igual que en 2014

La siniestralidad y los impuestos lastran a Mapfre

Junta de Mapfre
Junta de Mapfre

El beneficio neto de Mapfre ascendió a 591 millones de euros en los nueve primeros meses del ejercicio, lo que supone un retroceso del 12,1%. En esta caída infuyeron, entre otros factores, por el aumento de la siniestralidad, especialmente derivada de las tormentas de nieve de principios de año en Estados Unidos, y mayores tasas impositivas en algunos países, según explica la empresa en su nota.

Los ingresos entre enero y septiembre ascendieron a 20.587 millones, lo que supone un incremento del 6,8%, y las primas crecieron un 5,4%, hasta los 17.341 millones. En este periodo destaca el crecimiento del seguro No Vida y del reaseguro, así como la contribución del negocio de Direct Line en Italia y Alemania, que aporta 207 millones en primas. El ratio combinado (suma del ratio de siniestralidad y de gastos) mejora en 4 décimas respecto al trimestre anterior y se sitúa en el 98,7% (por debajo de 100% se consideran operaciones eficientes

MAPFRE 1,82 -0,76%

La unidad de seguros ha obtenido unas primas de 14.255 millones (+4,1%) y su beneficio antes de impuestos se ha situado en 1.094 millones (-16,7%). La unidad de reaseguro, por su parte, cuyas primas representan el 15,8% del total, incrementó sus primas un 6,9%. El área de No vida crece el 10% hasta 13.780 millones, mientras que el de Vida cae el 9,3% hasta 3.560 millones.

Mapfre ha subrayado que su beneficio y su “fuerte solvencia” le permiten mantener el dividendo a cuenta de los resultados de este año en seis céntimos de euro por acción, “uno de los más elevados del Ibex 35”. De este modo, los accionistas de la aseguradora cobrarán en 2015 un total de 14 céntimos de euro por título, igual que en 2014, destinando para ello un total de 431 millones de euros.

Normas
Entra en El País para participar