Los títulos de Hewlett-Packard Enterprise ceden un 1,6%

Las acciones de HP Inc suben un 13% tras la división del grupo

Meg Whitman, consejera delegada de HPE, hoy en la Bolsa de Nueva York.
Meg Whitman, consejera delegada de HPE, hoy en la Bolsa de Nueva York.

Día clave para HP. También en Bolsa. Las dos compañías en las que se ha dividido el histórico grupo de Silicon Valley, HP Inc. y Hewlett-Packard Enterprise (HPE), empezaron a cotizar ayer de manera independiente. Las acciones de la primera, dedicada al negocio de las impresoras y los PC y que mantiene el símbolo HPQ de la vieja HP, se dispararon un 13% hasta los 13,8 dólares.

Mientras, los títulos de la nueva HPE, centrada en servidores, software, almacenamiento, networking y servicios TI para el mercado empresarial, se dejaron un 1,6% hasta los 14,5 dólares. Y eso pese a que esta empresa tiene sobre el papel más potencial de crecimiento, pues centra su actividad en áreas donde los analistas prevén fuertes crecimientos futuros, como la computación en la nube, la movilidad y el big data.

La primera jornada bursátil ha dado un valor de mercado a HP Inc. de alrededor de 26.000 millones de dólares, por una capitalización del entorno de los 27.200 millones a Hewlett Packard Enterprise. “Espero mucha volatilidad en las próximas dos semanas”, dijo la presidenta y directora ejecutiva de HPE, Meg Whitman, quien asistió al toque de campana de apertura en la Bolsa de Nueva York.

La ejecutiva destacó que “los ganadores en el mercado de hoy serán aquellos que apliquen el poder de la tecnología para potenciar el poder de las ideas. La nueva HPE se ha creado precisamente para acelerar este proceso con nuestros clientes”. Whitman subrayó que la nueva Hewlett Packard Enterprise “tiene la visión, los recursos financieros y la flexibilidad para ayudar a las empresas a triunfar, al mismo tiempo que generamos crecimiento y valor a largo plazo para nuestros accionistas”.

La división de la compañía llega tras 76 años de historia de la multinacional, que pese a que llegó a ser el mayor fabricante de PC del mundo (hoy la supera la china Lenovo) y una empresa muy innovadora, el boom de los dispositivos móviles (smartphones y tabletas) y tendencias empresariales como la computación en la nube y el big data, con nuevos y fuertes rivales como Amazon, le han castigado durante los últimos años.

El pasado agosto HP, que se ha dividido valiendo un 30% menos que en el arranque del año, dio sus últimos resultados trimestrales, con una caída del beneficio del 13% y un descenso de los ingresos del 8% (hasta 25.300 millones), la decimoquinta reducción en los últimos 16 trimestres. Ahora Whitman tendrá que demostrar a los inversores que la división no llega tarde y que es la solución para hacer frente a los desafíos y revitalizar a un gigante languidecido.

Normas