Hasta el 27 de diciembre

Viaje al origen de las empresas que dejaron huella

El Foro de Marcas Renombradas inaugura la exposición ‘Indelebles’

Imagen de la exposición 'Indelebles'
Imagen de la exposición 'Indelebles'

La internacionalización ha sido una de las vías más exploradas por las marcas españolas para su crecimiento. Y también, una de las más exitosas. Muchas de ellas son ya referencias a nivel global, con potentes imágenes corporativas reconocidas en una buena cantidad de países. Pero como sucede con todo, siempre hubo un principio. Y los símbolos que hoy identificamos con algunas de esas empresas, poco o nada tienen que ver con lo que fueron hace décadas.

Viaje al origen de las empresas que dejaron huella

Como homenaje a esos orígenes, el Foro de Marcas Renombradas Españolas (FEMRE) inauguró ayer la exposición Indelebes, Un viaje por la historia y la presencia internacional de las marcas españolas , con la colaboración con el Ministerio de Fomento, la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) y la Oficina del Alto Comisionado del Gobierno para la Marca España. En ella, se muestra la historia de algunas de las marcas españolas de referencia a través de la evolución de sus imágenes corporativas, sus campañas de publicidad y aquellos productos que han trascendido hasta quedar en el imaginario colectivo. “Esta exposición representa un esfuerzo para tratar de comunicar la visión de que las marcas no son algo extraño o distante, sino que forman parte de nuestra vida casi sin que nos demos cuenta”, afirmó en la presentación José Luís Bonet, presidente del FMRE.

La muestra se compone de los materiales que las compañías participantes, hasta 29, han cedido de sus propios archivos. Entre ellas algunas como Iberia, Freixenet, Telefónica, Cola Cao, Tío Pepe, Estrella Galicia, La Caixa o Repsol, han contribuido a formar la exposición. El objetivo, defender el concepto de marca, destacar la relevancia de la internacionalización, y poner en valor su componente cultural:“Son marcas que existen incluso desde mucho antes de que hubiésemos nacido, que nos han acompañado en nuestro día a día, y que nos recuerdan momentos de nuestra vida cotidiana o con las que rememoramos situaciones felices”, añadió Bonet.

El secretario de Estado de Infraestructuras, Julio Gómez-Pomar, resaltó que una marca “no es la señal que se pone en el envoltorio de un producto, sino una huella que no debe borrarse con facilidad”. Además, resaltó su función económica, y subrayó el trabajo de las empresas españolas por acabar con un mal endémico:“La poca exportación de productos y la balanza comercial negativa. Su conversión en empresas exportadoras ha sido un aspecto positivo de la crisis”. La directora general de la OEPM, Patricia García-Escudero, destacó, por su parte, la relevancia de “exportar con marca”.

La exposición abre al público este jueves y que se mantendrá hasta el 27 de diciembre, y se ubica en la sala Arquería, en el complejo Nuevos Ministerios de Madrid. La FMRE prevé, si goza de buena acogida, convertirla en una muestra itinerante a nivel nacional, y contempla la posibilidad de llevarla a otros países de la mano de instituciones como el Instituto Cervantes.

Bonet pide “echar el resto por las pymes”

En la imagen superior, Julio Gómez-Pomar, Patricia García-Escudero y José Luís Bonet, en la presentación de Indelebles
En la imagen superior, Julio Gómez-Pomar, Patricia García-Escudero y José Luís Bonet, en la presentación de Indelebles

El presidente del Foro de Marcas Renombradas Españolas (FEMRE), de las Cámara de Comercio de España, y de Freixenet, José Luís Bonet, afirmó en el acto de presentación de la exposición Indelebles que “España tiene la oportunidad extraordinaria de echar el resto por las pymes”. En su opinión, la mejoría del clima económico hace que tenga que ser ahora cuando las instituciones del Estado “apoyen a las pequeñas empresas para salir de la crisis. El país puede dar un salto extraordinario en un plazo de diez años si lo hace”.

Bonet resaltó que, si bien lo que se conoce como marca España tuvo décadas “de oscuridad”, las empresas han sabido demostrar “capacidad de resiliencia, se han reforzado y han sabido superar las dificultades. Eso, al final, impresiona en el mundo”. El dirigente quiso defender el valor que representa una potente identidad corporativa para una empresa, sobre todo de cara a su internacionalización.“Hay 500 marcas españolas reconocidas en el mundo. Ellas son el ejemplo para las pymes”.

Normas