_
_
_
_
Seguirá los pasos de CaixaBank y BBVA desde otoño

Santander también cobrará a los no clientes por usar sus cajeros

José Antonio Álvarez, consejero delegado de Banco Santander, durante la presentación de resultados del grupo.
José Antonio Álvarez, consejero delegado de Banco Santander, durante la presentación de resultados del grupo.Pablo Monge
Juande Portillo

El grupo Banco Santander obtuvo un beneficio atribuido de 1.709 millones de euros en el segundo trimestre del año, un 0,5% menos que en el mismo periodo del 2014 y lejos de los 2.600 millones previstos por los analistas.

La cifra, sin embargo, solo tiene en cuenta los resultados recurrentes e ignora los 835 millones que obtuvo por la reversión de pasivos fiscales en Brasil, lo que dispararía el beneficio. En términos semestrales, de hecho, Santander gana 3.426 millones, un 24,3% más, con incrementos del beneficio en sus 10 principales mercados internacionales.

Otras claves del semestre

Inmuebles

Santander, que cedió el control de su inmobiliaria al fondo Apollo, ha vendido 5.200 pisos en el semestre, frente a los 6.300 de inicios de 2013, si bien lo hace con descuentos del 35% frente a los del 40% de entonces. La unidad pierde 189 millones.

Brasil

El banco auguró este jueves que pese a la actual debilidad macroeconómica de Brasil (donde gana 1.007 millones, un 39,4%_más, en el semestre) el país se recuperará. El responsable local del grupo avanzó que Santander ha presentado una “buena oferta” para hacerse con la filial brasileña del HSBC.

Ratio de capital

Santander se ha marcado el objetivo de ganar 10 puntos básicos de capital por trimestre. En el último, la progresión ha sido del doble, alcanzando un ratio fully loaded (solo exigible para 2019) del 12,37%.

Dividendo

Santander pagará en agosto el primer dividendo con cargo a 2015 y lo hará en efectivo. El grupo prevé mantener el porcentaje de beneficio que repartirá entre accionistas (pay out) en el 30% o 40% pero “dependerá de cómo valore la acción el mercado” en los próximos meses. Este jueves se resintió un 3,4%.

Digitalización

“No se puede ir demasiado de prisa y forzar a los clientes”, advirtió este jueves el consejero delegado de Santander sobre la digitalización bancaria, admitiendo eso sí que no se debe “ir demasiado lento”.

“Buenos resultados” acordes a una mejora de la situación macroeconómica, subrayó este jueves su consejero delegado, José Antonio Álvarez, para admitir, sin embargo, que el banco afronta tensiones competitivas muy importantes en los países desarrollados y, especialmente, en España.

En su país de origen, el tercero en volumen de ingresos tras Brasil y Reino Unido, Santander gana 771 millones de euros en el primer semestre del año, un 50% más que en el mismo periodo de 2014. El mérito, sin embargo, es básicamente de la importante rebaja de provisiones realizada (caen un 36,9%) gracias a la mejora de la economía y de la calidad de los créditos concedidos, admite el propio banco, así como de la contención de los costes de la entidad. “Los tipos bajos y la fuerte competencia”, sin embargo, presionan a la baja el margen de intereses del banco, que cae un 3%.

Y eso que la entidad viene apostando por la cantidad y la calidad. De un lado, elevando un 33% el crédito a particulares, un 17% los préstamos a empresas y un 29% la concesión de hipotecas. De otro, lanzando la “Cuenta 1, 2, 3”, que remunera hasta con el 3% los ahorros de la clientela, una apuesta a largo plazo con la que Santander aspira no solo a captar clientes de otras entidades sino a incrementar con fuerza la vinculación de nuevos y antiguos.

Llama la atención, no obstante, que dos meses después de lanzar en España este producto estrella que Ana Patricia Botín implantó con éxito en Reino Unido y ya aplica también en Portugal, la entidad no facilite un solo dato de captación de clientes o recursos, así como tampoco previsiones u objetivos.“Estamos contentos pero lo captado no es relevante, ni lo va a ser, ni esperamos que lo sea”, sostuvo Álvarez sobre ella.

En este difícil contexto de negocio para todo el sector y una vez que las operaciones financieras con las carteras de deuda han dejado de sujetar las cuentas trimestrales, como ha sido habitual durante la crisis, la mira de la banca española está puesta en las comisiones.

La innovación introducida por CaixaBank hace semanas al anunciar el cobro de dos euros a los no clientes que usaran sus cajeros, se convirtió en tendencia al adoptarla BBVA y se consagró este jueves como un fenómeno entre la gran banca española después de que Santander confirmara que seguirá sus pasos.

Álvarez avanzó concretamente que a finales de septiembre o inicios de octubre la entidad sustituirá la actual comisión variable del 0,60% que se aplica a las retiradas de efectivo de los no clientes por una comisión fija de dos euros.

"Tiene sentido que se transmita a los no clientes" esos costes. "No sé si es una tendencia estructural o coyuntural", pero trasladar el coste de ciertos servicios a los clientes, ha defendido es una "práctica sana".

De hecho, ha incidido el consejero delegado de Santander, su gran campaña comercial actual, la cuenta 1, 2, 3 cobra comisiones a los propios clientes tanto por la cuenta como por la tarjeta asociada.

"Nosotros tratamos de captar clientes, si dañamos o no a otras entidades no nos lo planteamos", ha defendido Álvarez sobre el posible impacto para entidades como ING que no cuentan con sus propia red de cajeros.

Sobre si los clientes de Santander de otros países pagarán cuando utilicen cajeros en España, Álvarez ha avanzado que no lo tiene claro pero que no deberían.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Más información

Archivado En

_
_