Busca cuál es tu tarifa

¿En qué comunidad autónoma es más caro pasar la ITV?

Facua ha detectado diferencias de hasta el 82% en las tarifas de diésel

En las motocicletas la variación alcanza el 170,2%

Estación de ITV en San Sebastián de los Reyes, Madrid.
Estación de ITV en San Sebastián de los Reyes, Madrid.

La asociación de defensa de los consumidores Facua ha presentado un estudio comparativo de los precios de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) en 17 comunidades autónomas y ha detectado diferencias en las tarifas de hasta el 82% en turismos de motor diésel y de hasta el 170,2% en motocicletas.

En España conviven distintos modelos de gestión, ya que son las propias comunidades autónomas las que regulan los sistemas de ITV. Hay regiones en las que sólo operan centros de inspección públicos, en otras únicamente privados, y también hay casos en los que conviven estaciones públicas y privadas. La tarifa media nacional para turismos es de 38,8 euros, con una bajada del 1,3% con respecto al año anterior. 

El precio más caro para las inspecciones es el que se aplica de media en Madrid para los turismos diésel, 53,30 euros. Hace cuatro años, la comunidad decidió liberalizar completamente el sector de las ITV sin fijar un precio máximo y Facua ha constatado cómo el precio ha ido creciendo. “La liberalización total ha sido un error. Los consumidores pagamos mucho más de lo que deberíamos por este servicio, por eso pedimos a Cristina Cifuentes que vuelva a fijar un precio máximo”, explica la organización.

Extremadura, por el contrario, posee el precio medio más barato para cualquier tipo de turismo, 29,25 euros. Concretamente, las estaciones gestionadas por la administración cobran 26,50 euros, el mismo precio que aplican las empresas privadas, pero éstas tienen que repercutir el IVA, por lo que su precio sube a 32 euros.

En lo que respecta a los turismos de gasolina, Ceuta es la ciudad autónoma con el precio medio más caro, 43,9 euros, aunque Facua sostiene que, por las peculiaridades de la región, no se ha tenido en cuenta para realizar la media nacional. Las comunidades autónomas que la siguen son Cantabria, con un precio de 43,1 euros, y el País Vasco, con 42,8. 

“En todas las comunidades autónomas, incluso en Extremadura, hay grandes márgenes de beneficio, por lo que los precios deberían ser mucho menores en algo que consideramos un servicio público cuyo objetivo principal debe ser garantizar la seguridad vial”, señala Rubén Sánchez, portavoz de la asociación.

La prueba a lo que dice la encuentra en Castilla y León, que, tras ser señalada como una de las comunidades autónomas con la tarifa más cara en el estudio de 2014, ha reducido sus precios hasta un 20%. "Y aún existe bastante margen de beneficio", comenta Sánchez, al tiempo que pide una mayor transparencia en los beneficios que genera esta actividad. "Sobre todo, las estaciones gestionadas por la administración podrían proporcionarnos datos sobre sus márgenes para que los consumidores pudiéramos pagar un precio justo".

Además, Facua se ha posicionado abiertamente en contra de la posibilidad que planteó el Gobierno de que cualquier taller pueda llevar a cabo este tipo de inspecciones. "Es una medida desastrosa, pues los talleres tendrían enormes incentivos para hacer mal su trabajo y luego beneficiarse de las reparaciones. Fomentaría completamente la picaresca en la actividad", justifica Sánchez. 

En las motocicletas la diferencia llega al 170%

Las diferencias tarifarias de los importes máximos regulados en los vehículos a motor de hasta tres ruedas son también enormes, llegando a alcanzar el 170,2%.

La tarifa media nacional de la ITV de estos vehículos es de 19,84 euros, con una bajada este año del 5,8% con respecto a 2014. Madrid tiene los precios medios más elevados, 33,45 euros, seguida de Galicia, 30,40 euros.  En el lado opuesto de la tabla se encuentra Murcia, con 11,2 euros en las estaciones públicas y 13,55 en las privadas.


Normas