La nueva sentencia parece reforzar a Amazon, líder de este mercado

Apple pagará 450 millones tras perder el ‘caso de los ebooks’

Logotipo de Apple.
Logotipo de Apple.

Apple ha perdido el caso sobre fijación de precios de ebooks y deberá pagar 450 millones de dólares, después de que una corte federal de apelación de EEUU haya ratificado la sentencia de 2013 que ya declaraba a la compañía culpable de conspirar con las editoriales para subir el precio de los libros electrónicos artificialmente. Según la sentencia, Apple violó las leyes antimonopolio al intentar hacerse un hueco en un mercado dominado en más de un 80% por Amazon en EE UU.

Según la juez Debra Ann Livingston, la fijación de precios supuso que Apple encontró un camino fácil para impulsar su iBookstore (su tienda de libros electrónicos). No hay que olvidar que Apple buscaba limitar el poder de Amazon y aprovechó el descontento de los editores con los bajos precios que Amazon ponía a sus libros para apostar por el llamado modelo agencia, donde son los editores los que marcan los precios. “Pero el fin no justifica los medios”, dice a CincoDías Javier Celaya, fundador de Dosdoce.com, que cree que “el error de Apple fue pactar solo con las cuatro grandes editoriales Hachette, HarperCollins, Penguin y Simon & Schuster, y dejar a las pequeñas en la selva de Amazon”.

Celaya aclara que la práctica es ilegal por ser contraria a los interés del consumidor, “pero si llega a hacerlo público con todas las editoriales, igual el resultado hubiera sido otro”. La conspiración de Apple y editores provocó que algunos ebooks subieran de 9,99 a 14,99 dólares.

Aunque la multa es abultada, apenas supone el 3% de los beneficios de Apple del último trimestre de 2014. Eso sí, está muy lejos de los 840 millones que se había impuesto en 2013 a la empresa. La compañía aún tiene una oportunidad de recurrir la sentencia, pero de momento no ha dicho qué va a hacer. “Sabemos que no hicimos nada mala en 2010 y estamos evaluando los próximos pasos”, se ha limitado a decir.

La nueva sentencia refuerza a Amazon, según Celaya, que asegura que, a diferencia de lo que ocurre en la música o las series, donde Apple es muy fuerte, “en el negocio del libro su fortaleza es menor”, pues basta ver cómo Amazon tiene en Reino Unido, por ejemplo, un 85% del mercado y en España más del 50%. "Apple es más fuerte en los países donde se utilizan más las tabletas que los lectores de libros electrónicos, algo que ocurre en España y en países de Latinoamérica", continúa este experto.

En cualquier caso, Apple no es la única que ha sufrido un revés en su negocio de ebooks. A mediados del pasado junio, La Comisión Europea anunció la apertura de una investigación en profundidad contra Amazon por las condiciones que impone a las editoriales europeas para comercializar sus obras a través del ebook. Bruselas dijo que Amazon aprovecha su posición de dominio en ese mercado para obligar a las editoriales a que le comuniquen los términos de los acuerdos que alcancen con otros soportes de los libros electrónicos.

Con ambos casos de fondo, Celaya apunta que "al final las leyes van a tener que garantizar un mercado equilibrado y dinámico, y evitar posiciones dominantes en la economía digital".

Estreno de Apple Music

El mercado de la música en streaming se mantiene pujante, como muestra el estreno mundial de Apple Music, con un catálogo de 30 millones de canciones, con el que Apple busca competir con rivales como Spotify, Deezer o Google Play Music. La suscripción al servicio (que ofrece tres meses de prueba gratis) es de 9,99 euros al mes y de 14,99 euros en el plan familiar. A partir de otoño podrá usarse con dispositivos Android.

El servicio, que permite crear listas de reproducción personalizadas, incluye una radio global que funciona las 24 horas y ofrece canciones de nuevos artistas y grandes éxitos, Beats 1. Apple Music también aprovechará patrones de inteligencia artificial para recomendar listas de reproducción personalizadas basadas en los gustos del usuario. Y da la opción de que los cantantes compartan fotos y vídeos con sus fans, apostando por la comunidad.

Normas