Logra unos beneficios de 311 millones

Iberian Partners ganó un 46% más el año del ERE

Logra una reducción de costes de 220 millones

Lineal de producción de Coca-Cola.
Lineal de producción de Coca-Cola.

Coca-Cola Iberian Partners quiere dejar atrás su proceso de reestructuración y mirar al futuro con el objetivo de crecer. Estas son las conclusiones de la junta general de accionistas celebrada este lunes. En esta reunión se ha dado aprobación a las cuentas del ejercicio 2014, año en el que se ejecutó un ERE que dejó en la calle a más de 800 personas y que ha sido declarado nulo por la Audiencia Nacional y por el Tribunal Supremo. Este ejercicio acabó con un beneficio de 311 millones de euros, un 46,8% si se compara con 2013.

La compañía, que en 2013 finalizó su fusión para convertirse en el embotellador único en España y Portugal, explica que sus resultados de aquel año solo contemplan los siete últimos meses del año, por los que hay que anualizarlos para poder compar con 2014. En este último ejercicio, la compañía facturó 3.010 millones de euros, un 0,2% menos en datos comparables. Sin embargo, CCIP defiende que hay una estabilidad en ventas y en ingresos. Además, obtuvo un ebitda de 405 millones de euros.

La fusión de las embotellaoras se ha traducido en una optimización de costes de 220 millones de euros, según ha informado la compañía. La presidenta de la empresa, Sol Daurella, ha afirmado que "el proceso de integración era un paso ineludible y necesario que ha marcado el punto de partida para la construcción de una compañía dimensionada con capacidad de afrontar los retos del futuro".

Al respecto del ERE, la compañía ha afirmado a través de un comunicado que "ya ha dado los primeros pasos" para llevar a cabo la ejecución "ordenada" de las sentencias y para incorporar " a todos los trabajadores que así lo soliciten".

De cara al futuro, Iberian Partners asegura que está en una "excelente posición" para crecer orgánica e inorgánicamente, tanto en España como en el exterior. En 2014, la compañía invirtió 83 millones de euros, destinados al proceso de integración, inversiones industriales, compra de vidrio y adecuación de las líneas para el nuevo embotellado de Coca-Cola. La embotelladora ha aprobado el pago de 0,1 euros por accion de dividendo.

Normas