Fernando Redondo, presidente de FEFE

“Se consumen muchos recursos en patologías banales”

"No es de recibo que se financie el ibuprofeno pero no el fármaco de la hepatitis C"

"El 40% de los artículos que se venden en la botica son sin receta”

“Se consumen muchos recursos en patologías banales”

Su farmacia está en Cuéllar (Segovia), pero visita a menudo Madrid para velar por los intereses de sus compañeros de profesión. El presidente de la Federación Empresarial de Farmacias Españolas (FEFE), Fernando Redondo, asumió el cargo en 2009, con la crisis recién aterrizada. Desde entonces ha presenciado todos los rigores que ha sufrido el sector por culpa de la recesión. La federación acaba de proponer la desfinanciación pública de algunos fármacos de uso común (analgésicos y antialérgicos, entre otros) para liberar recursos hacia los que “salvan vidas”.

¿Cuál es la situación actual de las farmacias?

El descenso del volumen de negocio de la farmacia media en los últimos años ha sido brutal. De los 12.200 millones de 2010 pasamos a los 9.100 de 2013, que en 2014 remontaron hasta los 9.300 millones. También han caído los márgenes. Los datos de enero a marzo apuntan a un ligero repunte. También es verdad que no se debe tanto a la venta pública [la de medicamentos subvencionados por el sistema de salud], que siguen descendiendo mucho, sino a la de productos libres [la que va sin receta], que sí ha mejorado.

“La compra online no tiene mucho sentido”

La CNMC prepara un estudio sobre la posible liberalización de las farmacias. ¿Qué opina al respecto?

Está demostrado que en los países en los que las farmacias están reguladas el sistema funciona mejor. La CNMC argumenta que si se liberaliza la actividad habrá más oferta y precios más bajos, pero en Reino Unido eso solo sucede en Londres y alrededores. En Irlanda se liberalizó recientemente el sector: los precios se han multiplicado por cinco y las farmacias han desaparecido del mundo rural. Dicho esto, entiendo que la gran distribución haga lobby para entrar en un mercado que puede mover unos 12.000 millones anuales.

¿Ven la venta online como una oportunidad o como una amenaza?

No acabo de entender su sentido. Yo valoro muchísimo la venta online porque no vivo en la ciudad. En el caso de los medicamentos, la ley obliga a recoger muchos de ellos en una farmacia aunque los compres por internet, así que para eso vas directamente a la botica. Los comparadores de precios, otra de las ventajas, tampoco funcionan porque muchos están intervenidos.

¿Cuánto ha subido la venta libre?

Tradicionalmente ha representado para la farmacia media un 30% del volumen total, atribuyéndose el otro 70% a las ventas con receta. Esto ahora ha cambiado hasta una relación de en torno a 40% y 60%, respectivamente. No tanto porque haya subido la venta libre sino porque ha bajado la pública.

¿Qué perspectivas manejan para este año?

Aspiramos al mantenimiento de las cifras, lo cual sería bueno, porque ya tenemos un gran número de farmacias en procedimientos concursales. Hay otro parámetro que queremos medir pero del que todavía no tenemos datos concretos: la generación de empleo. El nuestro es un sector de empresas familiares, con plantillas muy estables. La media es de 2,7 empleados por oficina de farmacia. Los ajustes de personal se ven de forma muy distinta en las farmacias, porque los vínculos entre empleador y empleado son estrechos. Se ha mantenido el empleo, pero sí hemos notado que muchos puestos de trabajo no se renovaban a medida que se jubilaba la gente.

¿Han avanzado en el cobro de la deuda de las comunidades autónomas?

Hemos mejorado algo. Aragón, justo en el periodo electoral, ha zanjado la suya. Cataluña tiene todavía pendiente pagos, pero ha anunciado que este año va a dejar de pagar. La Generalitat Valenciana sigue con problemas, aunque ha saldado algo también de cara a las elecciones. El último dato que manejamos eleva la deuda total a 5.755,94 millones de euros. En cuanto al gasto, en todas las regiones aumentó en 2014 excepto en Galicia (-1,64%), Valencia (-0,17%) y el País Vasco (-3,8%).

¿Los cambios en los Gobiernos regionales mejoran o empeoran sus expectativas?

El marco que se nos abre ahora es volver a empezar a explicar a los nuevos responsables de sanidad y economía de las comunidades autónomas cuál es la situación de las farmacias. Un mes te asfixia, dos te ahoga y tres te destruye. Hay algunas comunidades en las que se han llegado a deber cinco y seis meses.

Han propuesto recientemente una nueva desfinanciación de medicamentos. ¿Qué alcance debería tener?

Los recursos públicos son limitados. No es de recibo que no se pueda financiar el medicamento de la hepatitis C, que salva vidas, pero sí el paracetamol o los antialérgicos. Se están consumiendo muchísimos recursos en patologías banales, no ya del Estado del bienestar, sino del confort. El problema es que algunos de estos medicamentos se financian solo para determinadas patologías, pero a la práctica el nieto que sale de farra le pide al abuelo una receta para comprar más barato el ibuprofeno. Si se decide que una molécula tiene que quedar fuera del sistema de financiación, que sea en todos los casos para evitar puentes.

Normas