Fitch le asigna un BBB+ con perspectiva estable

Moody’s califica a Aena por encima de la nota de España

Moody’s califica a Aena por encima de la nota de España

La agencia de calificación crediticia Moody's ha asignado este martes a Aena un rating de emisor Baa1 con perspectiva estable, un escalón por encima de la nota de España, mientras que Fitch ha otorgado al gestor una calificación BBB+ con perspectiva estable, el mismo nivel que el de Moody's.

En un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Aena subraya que estas calificaciones confirman la solvencia y calidad crediticia de la compañía y exceden su objetivo de obtener una calificación dentro de la categoría de grado de inversión o una calificación crediticia un escalón por debajo del España.

Aena incide en que ambas agencias basan sus calificaciones en la solidez de su posición como operador de los aeropuertos españoles, la alta proporción de tráfico internacional con una base diversificada de clientes. En esta línea, también alaba la calidad de las infraestructuras aeroportuarias con amplia capacidad y mínimas necesidades de inversión, “todo ello con unas tarifas aeroportuarias competitivas, siendo además una de las compañías más eficientes del sector y con mejores márgenes”.

“Estas calificaciones crediticias de Moody's y Fitch confirman la solidez de los resultados de Aena, dan confort sobre los niveles actuales de endeudamiento de la compañía y ponen de manifiesto la generación de caja, que se encuentran entre los mejores del sector”, subraya.

Por su parte, Moody's, destaca que este rating refleja aspectos positivos como su “muy fuerte” posición de mercado al ser el propietario y operador de toda la red de aeropuertos de España o la diversificada base de aerolíneas, que cuentan con un gran número de orígenes y destinos y presencia de pasajeros internacionales.

Asimismo, en su comunicado valora también “bien invertidos” los aeropuertos de Aena, con una amplia capacidad que minimiza la necesidad de inversiones en ampliaciones en el medio plazo, así como sus competitivas tasas de aviación y sus altos márgenes de Ebitda, que reflejan una gestión eficaz.

Sin embargo, Moody's agrega que esta calificación también refleja desafíos como la implementación del nuevo régimen regulatorio a partir de 2017, que introduce algunas incertidumbres a las que se hacen frente sólo parcialmente con provisiones transitorias. Además, añade que, pese a tener un perfil financiero que permitirá reducir la deuda, algunos aspectos como los dividendos o la estrategia de fusiones y adquisiciones están en desarrollo y podrían tener consecuencias en su ritmo de desapalancamiento.

Por otro lado, explica que ha incluido a Aena entre las entidades emisoras relacionadas con el soberano, aunque no incorpora al rating ningún escalón adicional por la posibilidad de apoyo extraordinario del Gobierno, ya que sus fundamentos sitúan a la compañía un escalón por encima de la nota Baa2 con perspectiva positiva de España.

Respecto a la perspectiva estable, la agencia indica que es un reflejo de una posición de mercado “muy fuerte”, de la importancia estratégica de los aeropuertos de Aena para España y del perfil de tráfico, que prevé resista a un entorno económico que sigue siendo complicado.

Normas