Sustituirá a la que ardió en Burgos

Campofrío invertirá 215 millones en la nueva fábrica de Burgos

Incendio en la antigua fábrica de Campofrío en Burgos, el pasado 16 de noviembre.
Incendio en la antigua fábrica de Campofrío en Burgos, el pasado 16 de noviembre.

El pasado 16 de noviembre, un devastador incendió destrozó la fábrica de Campofrío en el polígono bugalés de Gamonal. Este viernes, la compañía de productos cárnicos ha anunciado la construcción en el mismo lugar de una nueva planta de 78.000 metros cuadrados y una capacidad productiva de 100.000 toneladas. Campofrío destinará un presupuesto de 215 millones de euros hasta 2017.

Responsables de la empresa han sido los encargados de hacer el anuncio en una rueda de prensa celebrada en Burgos. La nueva planta se edificará en el solar que ocupaba la fábrica siniestrada y dispondrá de cuatro zonas principales en las que se ubicarán las áreas de recepción de materias primas y control de calidad, productos cocidos, productos curados y una zona independiente de actividad de loncheado y expediciones.

Las obras de la nueva fábrica comenzarán en julio y estará terminada en noviembre de 2016, según el anteproyecto que ha presentado hoy el director general del grupo cárnico, Fernando Valdés.

El incidente dejó sin uso la fábrica de Campofrío, dejando sin trabajo a los cientos de trabajadores que desempeñaban su función en la planta burgalesa. Además, ha asegurado que la empresa mantendrá el compromiso adquirido con el Comité de Empresa y las instituciones para garantizar la recolocación en la nueva factoría del cien por cien de los trabajadores de la planta siniestrada.

En este sentido, el director general de Campofrío España, Ignacio González, ha precisado que en este momento se encuentran afectados por el expediente de regulación temporal de empleo por causa de fuerza mayor, declarado tras el incendio, 558 trabajadores, mientras que otros 179 empleados se han recolocado temporalmente en otras factorías del grupo.

El comité de empresa de Campofrío ha recibido con “ilusión” y “expectación” el anteproyecto de la nueva planta de la firma en Burgos según ha señalado este viernes el portavoz del colectivo, Hilario Sancho.

En los primeros nueve meses del año pasado, últimos datos que se conocen de la compañía, la multinacional española facturó 1.400 millones de euros. Es la principal empresa cárnica del país. El año pasado, el control pasó a manos mexicanas y chinas tras la compra por parte de Sigma y WF Food.

Normas
Entra en El País para participar